Remo

Gonzalo Carrión: «Me ha costado decidirme, pero es la hora de dejarlo»

Gonzalo Carrión, proel de Hondarribia, se retira a los 42 años tras haber participado en los éxitos de la Ama Guadalupekoa durante casi dos décadas

O.O.G.SAN SEBASTIÁN.

Hay noticias que confirman que el tiempo pasa hasta para lo que parece inalterable. Como la figura de Gonzalo Carrión 'Txalo' en la proa de la Ama Guadalupekoa. El domingo, en Portugalete, el hondarribiarra trincó por última vez el espaldín. A los 42 años, cumplidos el sábado, ha decidido su retirada. «Siento que ha llegado el momento» de poner fin a 24 campañas bajo la disciplina hondarribiarra que se le han hecho «cortas».

Carrión anunció su adiós a través de las redes sociales, y a partir de ahí se sucedieron las llamadas y mensajes de reconocimiento a una trayectoria ejemplar dentro y fuera del agua. Entre sus éxitos, figuran las cuatro victorias cosechadas por Hondarribia desde 1969 en la Bandera de La Concha (2005, 2013, 2018 y 2019) y las tres coronas en la Liga Eusko Label (2006, 2014 y 2015). «Estoy orgulloso de lo que he conseguido y de los amigos que me ha dado este deporte», afirma.

A sus 42 años, era titular como proel, donde relevó a Mikel Orbañanos. En 2018 disputó todas las regatas ligueras y este año solo se perdió la segunda jornada de la Bandeira Cidade da Coruña, para formar parte del catorce ganador de las regatas de Orio, Zarautz, La Concha y Campeonato de Euskadi. Solo rotó algo más en 2015 (con Ugutz Bilbao) y en 2016 tras la incorporación de Urko Redondo.

Pese a evidenciar una excelente condición física, asegura que «he querido dejar el remo antes de que el remo me deje a mí». A su entender, «el cuerpo me iba dando señales» y ha decidido escucharle. Hace un año, no le hizo caso. «Entonces ya dudé seguir o no. Pero como este año se cumplía el 50 aniversario el club y La Concha caía el 8 de septiembre, día grande de Hondarribia, decidí continuar. He tenido la suerte de que, deportivamente, la temporada ha ido muy bien». Sin embargo, asegura que el día a día, compaginar entrenamientos, familia, trabajo y su labor como concejal le «ha costado mucho».

Continuará en el club

Cuando el domingo disputó el Gran Premio El Corte Inglés en Portugalete, era consciente de que estaba dando sus últimas paladas. Sin embargo, no pudo hacer pública su decisión. «Me ha costado dar el paso», explica. «Los dos últimos días he estado muy bajo de ánimo», pero «se acabó». En realidad, se echa a un lado ya que seguirá vinculado al club de su vida, aunque «aún debemos concretar de qué manera». Sea del modo que sea, la entidad agradecerá su aportación.