El remo femenino se rinde ante la superioridad de Zumaia

La Telmo Deun dejó casi sentenciada la Ikurriña de Zarautz con su renta de doce segundos a Hibaika y se proclamó campeona de la ACT femenina

GAIZKA LASASAN SEBASTIÁN.
El remo femenino se rinde ante la superioridad de Zumaia

Zumaia ejerció ayer en Zarautz la superioridad que le atribuían todos los pronósticos y dejó casi sentenciada la Ikurriña más preciada de la ACT al obtener una holgada ventaja de doce segundos sobre Hibaika y de dieciséis sobre San Juan, sus dos rivales más directas. Sofocó cualquier intento de contestación y quiso -pudo- dar un golpe de autoridad el día que se adjudicó matemáticamente su segunda Liga Euskotren consecutiva.

Tras una salida segura, la Telmo Deun asentó la remada más pausada pero efectiva de la Liga, a 36-37 paladas, y fue ahogando el revolucionado intento de San Juan por meterle su proa mientras Hibaika, falta de chispa en la txanpa inicial, iniciaba una serie de menos a más donde demostraría ser una seria alternativa para el futuro.

Hasta a dos segundos se acercaron las de Errentería en la ciaboga mientras San Juan se alejaba ya a cinco. La manera de arrancar el bote tras la baliza, sin embargo, evidenció el punto de superioridad de Zumaia ante todas sus contrincantes. Sin apurarse ni perder su homogéneo conjunto, las campeonas mantuvieron su sólida remada, con paladas cargadas de genio y pundonor, intensificándola con el paso de los metros, mientras sus rivales, y toda la cátedra arraunlari albergada en la grada de Zarautz, se rendían ante la superioridad zumaiarra.

Concentración para neutralizar el ataque de sus adversarias en la salida, maestría para aplicar una implacable velocidad crucero en alta mar, precisión en la maniobra, poderío a la salida de ella, equilibrio y fuerza controlada a la vuelta más un punto de ambición y agresividad en la txanpa final. Todo eso exhibió ayer Zumaia. Inalcanzable.

Por detrás, Hibaika batió a San Juan en la pugna que los dos clubes vecinos mantienen por ocupar el segundo escalón en la jerarquía femenina. Logró incluso detener la sangría de segundos que caen a las trai- neras cuando Zumaia impone su ley durante los primeros minutos de la vuelta, pero cedió ante el tesón zumaiarra para acabar a doce segundos, en otra guerra.

Orio, en su silenciosa odisea, logró seguir estrechando el margen entre las candidatas a banderas y la tripulación amarilla que progresa hacia el largo plazo. Entró a veinte segundos de San Juan.

Día de reconocimientos

La segunda jornada de la Ikurriña de Zarautz (ETB1, 12.00) dará paso hoy al turno de las celebraciones y las condecoraciones. Pase lo que pase en la regata, Zumaia subirá al barco de las autoridades a recibir el premio como ganadora de la Liga Euskotren, el mayor reconocimiento a la trayectoria regular que una trainera puede recibir hoy en día. La foto de grupo con los maillots de líder dejará la instantánea del dominio ejercido por las zumaiarras en la fase regular de 2013.

Fotos

Vídeos