Marta, Venecia y chica cocodrilo

Hombres G vuelven a los escenarios, pero esta vez la banda sonora que a tantas generaciones acompañó, es el hilo conductor de un entretenido musical

EDURNE TAPIAMADRID
Imagen de los ensayos. / Vídeo: Virginia Carrasco/
Imagen de los ensayos. / Vídeo: Virginia Carrasco

Dentro de unos meses los luminosos de los teatros de la Gran Vía madrileña tendrán que compartir espacio con uno de los musicales más esperados del momento, Marta tiene un marcapasos. El musical de Hombres G. Los éxitos de otros grupos como Abba o Mecano ya fueron llevados a las tablas, y no podía faltar una de las bandas más importantes de los 80. Antes de dar el sí ha esta producción propia, ya habían tenido muchísimas ofertas, pero ninguna les había convencido. Los guiones que se pusieron encima de la mesa no coincidían con su manera de pensar y de hacer.

Se trata de un proyecto muy importante en la que se lleva trabajando muchos meses, desde que en enero se iniciaran los castings en Bilbao para encontrar el elenco. La banda capitaneada por David Summers está en todo momento pendiente de lo que se está realizando. Están muy implicados dentro del proyecto, y cualquier cosa que no les agrada nos lo hacen saber", afirma Marc Parejo que da vida a Nico, un chico muy tímido y con mucho talento para la música.

Las canciones de Hombres G acompañan en todo momento la historia de Marta, una adolescente que decide viajar junto a su mejor amiga Belén, desde México a España para encontrar a su padre al que no ve desde que tenía seis años. Están muy bien integradas en el guión. En cada escena la canción tiene algo que ver y tiene un sentido. Eso es lo que tiene un mérito muy grande, confiesa Claudia Longarte que interpreta a Marta, la protagonista de la obra que se encuentra a sí misma y a su media naranja. Miryam Benedited, encargada de realizar las coreografías que acompañan las letras del grupo madrileño, coincide en señalar que a diferencia de otros musicales, en este todo es fluido. No entran nada forzadas. Tienen tanta música, tanta discografía que siempre tienen una canción para cada momento.

Para todos los públicos

Las letras y los acordes que suenen, traerán a la memoria del espectador momentos de su vida. Y es que las sintonías del grupo madrileño han acompañado durante muchas generaciones. Tienen un target que va desde los 15 hasta los padres de ahora que entonces eran los de la movida, comenta Leandro Rivera, que da vida a Ringo, el mejor amigo de Nico. Sufre mamón, Venecia, Suéltate el pelo, Chica cocodrilo, Temblando, Voy a pasármelo bien, Marta tiene un marcapasos, De pronto me enamore de ti o En la playa son algunas de las canciones que sonaran cuando el telón se levante. Servirá también para que la gente que no es tan fan del grupo se acerque al mundo de Hombre G. Se trata de un musical dirigido a todos los públicos, donde la risa y el éxito están asegurados. Y es que parte de su enganche radica en que es un grupo muy conocido y todo el mundo conoce sus canciones, señala Marc Parejo.

Cuando el espectador compre su entrada vivirá una experiencia única. Va a ser una pasada. Vamos a intentar imitar una playa real con agua y arena, apunta Patrizia Ruiz, que interpreta a Roció, la mala del musical. Además, aquellos que estén en primera fila, estarán integrados en el decorado del escenario con mesas de playa y tomando unas copas. Todo ello en el teatro Compac, en plena Gran Vía madrileña en octubre. Por el momento se encuentran en pleno proceso creativo, ensayando las originales coreografías y canciones de un grupo que marcó una época y muchas generaciones.