Ocho empresas optan a las tres casas de apuestas que se abrirán en el País Vasco

La guipuzcoana Kiroljokoa, unión de Aspe y Egursport, es una de ellas Se adjudicarán para noviembre

MIKEL SORO
Directivos de Ekasa en la presentación, en Zamudio, de una máquina para hacer apuestas. [PEDRO URRESTI]/
Directivos de Ekasa en la presentación, en Zamudio, de una máquina para hacer apuestas. [PEDRO URRESTI]

SAN SEBASTIÁN. DV. La suerte está echada. O lo que es lo mismo: la documentación está entregada para optar a una de las tres licencias de explotación de las apuestas electrónicas que adjudicará el Gobierno Vasco. Un total de ocho empresas se han presentado al concurso público para la puesta en marcha de casa de apuestas similares a las británicas. En concreto, las compañías aspirantes son Garaipen Victoria Apustuak S.L., Apuestas del País Vasco S.A., Sportium Euskadi S.L., Euskal Kirol Apostuak S.A., Intralot Euskadi S.A., Teleapostuak Promotora de Juegos y Apuestas S.A., Basquesport S.L. y Betting Terminales S.L. El Departamento de Interior tendrá un plazo de cuatro meses para resolver el concurso.

Será a partir de noviembre cuando las tres adjudicatarias puedan comenzar a operar en un ámbito, el de las apuestas, que se antoja como un suculento negocio del que nadie quiere dar datos. La Unión Europea estima que los países miembros se juegan sólo este año una cifra estratosférica: 15.000 millones de euros. En España, las estadísticas señalan que a lo largo de 2007 los españoles pueden jugarse unos 600 millones de euros a través de las apuestas en internet, después de que el año pasado se rondase la cifra de los 413 millones de euros.

Los ingresos que proveerán las arcas de los gobiernos autonómicos que este año prevén legalizar en sus comunidades el juego a través de apuestas con máquinas informatizadas serán altos, según las propias empresas candidatas a explotarlos en Madrid, Cataluña y Euskadi. De hecho, el presidente de la asociación de máquinas recreativas, Miguel Ángel García Campos, manifiestamente contrario a la permisividad oficial de las apuestas en internet, ha reconocido públicamente que «una máquina tragaperras en un bar genera 3.600 euros anuales en impuestos. En España suponen casi mil millones de euros al año para las arcas de las diversas administraciones».

La competencia de la legalización de apuestas a través de terminales conectados entre sí puede ser definitiva para estas empresas, que basan sus recaudaciones en el impulso casi irrefrenable de echar una moneda detrás de otra, en bares, casinos y demás. Por eso, aportan su tecnología y buscan uniones ventajosas con empresarios con experiencia en apuestas, sobre todo deportivas, en el extranjero. Especialmente en Gran Bretaña -los que más fama tienen por ser los más antiguos- y en países de centroeuropa, como Austria y Alemania.

Tecnología vasca

La guipuzcoana Kiroljokoa (Teleapostuak Promotora de Juegos y Apuestas) y la vizcaína Ekasa (Euskal Kirol Apustuak) son dos de las ocho empresas que optan a una de tres licencias y coinciden en asegurar que aportan tecnología propia creada en Euskadi. Kiroljokoa parte de la empresa deportiva pelotazale Aspe y Egursport, dedicada a las apuestas de harrijasotzailes y aizkolaris. La aspirante destaca en su presentación oficial como candidato que «el modelo de negocio propuesto garantiza que la riqueza generada revierta en el desarrollo económico de nuestra comunidad». Prevé generar empleo directo para más de 130 personas.

La primera fase de Kiroljokoa se basará en locales de apuestas y el sistema de máquinas validadoras. Posteriormente, pondrá en funcionamiento internet, telefonía móvil, televisión interactiva y centros de atención telefónica al cliente. Tecnológicamente ha contado con la cooperación de las empresas Grupo 168, que ha diseñado el programa informático de gestión de apuestas, S21Sec y Euskaltel.

Ekasa (Euskal Kirol Apostuak) es una empresa formada por la mayor parte de operadores de juegos de azar del País Vasco. Está radicada en el Parque Tecnológico de Zamudio, en Vizcaya, donde trabajarán más de 30 personas. Prevé crear más de 100 empleos en tres años. El capital es íntegramente vasco y ha trabajado con proveedores locales, «permitiendo generar en Euskadi una industria auxiliar del sector de apuestas», según aseguran desde Ekasa. En su proyecto han colaborado la UPV, Ibermática, que ha creado el programa informático, Dlnalan, que ha preparado el de las máquinas auxiliares, S21Sec, de seguridad informática, PCI (seguridad en los locales). La idea es crear en el País Vasco un sector de negocio con el centro de decisión, gestión e industria auxiliar vascos.

Cuatro locales en Gipuzkoa

Ekasa, que lleva cinco años trabajando el el negocio de las apuestas, ofrece el sistema Reta (Red Telemática de Apuestas), que permite realizar apuestas desde diferentes localizaciones geográficas y tecnológicas. Prevé abrir diez locales el primer año, cuatro de ellos en Gipuzkoa, de los cuales dos se ubicarán en San Sebastián. Ha previsto también colocar 500 máquinas en los tres territorios en los cuatro primeros meses y añadir las posibilidades de juego en internet, telefonía móvil y centros de llamadas telefónicas.

Garaipen Victoria Apustuak S.L es otra de las candidatas y sus socios tienen una amplia experiencia en el sector recreativo: William Hill y Codere, que se presentan en el mercado vasco de la mano de 27 operadores de juego de Euskadi y de Gabascar S. L, formada por Asegarce y las distintas divisiones de Bainet.

Otro de los aspirantes es Sportium Euskadi. Zori 2008, que agrupa a ejecutivos del ámbito industrial y empresarial vasco, Cirsa, compañía líder en el mundo del juego y ocio y Ladbrokes, uno de los mayores operadores de apuestas deportivas de Europa forman Sportium Euskadi.

Basquesport S. L. está integrada por Picmatic S.A., fabricante vasco del sector del juego, la empresa británica Stan James Ltd., Seurman S.A., dedicada a la seguridad, y la ingeniería de comunicaciones Pictelium S.L.

Intralot, otra de las aspirantes, es un proveedor de sistemas de última generación de juegos de lotería con amplia presencia en Europa y en Suramérica y Betting Terminals elabora software para apuestas.