El origen de los caballeritos de Azkoitia

La Real Sociedad Bascongada de Amigos del País nació en las tertulias que Xabier María de Munibe e Idiaquez, conde de Peñaflorida, celebraba en Azkoitia. Allí acudían personas que habían viajado por Europa y que veían cómo el panorama del País Vasco era realmente oscuro y se alejaba del espíritu de la Ilustración francés. Cuando cristalizó la idea de una asociación sus socios o amigos se conocieron como los caballeritos de Azkoitia, entre los que figuraban nombres como Narros, Altuna, Foronda, Villahermosa, Olavide y Samaniego, todos ellos importantes reformistas de la época que se sumaron a la idea de empujar a su país en el camino de la modernidad.

El plan de creación de la RSBAP se presentó en 1764 y al año siguiente se fundó oficialmente. Uno de sus objetivos fue convertirse en una especie de centro cultural que contó con profesores de la talla de Proust o Chavaneaux. La influencia de la sociedad llegó hasta América, desde donde llegaron muchas ayudas para sustentar los proyectos.

La RSBAP entró en crisis con la llegada del XIX y durante todo el siglo hubo varios intentos de revitalizarla. No renació realmente hasta que concluyó la guerra civil española, de la mano de Julio de Urquijo y José María de Areilza, apostando por el aspecto más cultural de la institución. Redactaron nuevos estatutos, pero se encontraron con serias dificultades para recibir la aprobación gubernamental. El primer acto académico fue en 1943.