Los partidos vascos, pesimistas ante un acuerdo 'in extremis'

El lehendakari Iñigo Urkullu, ayer en la Fiesta de la Vendimia. / EFE
El lehendakari Iñigo Urkullu, ayer en la Fiesta de la Vendimia. / EFE

Esteban (PNV) lamenta que Sánchez «no tiene ya en la cabeza» buscar un pacto y Mendia (PSE) cree que «lo lógico» hubiera sido que el PP se abstuviera

DV Y AGENCIASVITORIA.

Los partidos vascos mostraron ayer su falta de confianza en la posibilidad de que PSOE y Unidas Podemos alcancen sobre la bocina un acuerdo que desbloquee la formación de un Gobierno. En la Fiesta de la Vendimia de Rioja Alavesa celebrada en la localidad de Baños de Ebro, tanto el portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, como la líder de los socialistas vascos, Idoia Mendia, no ocultaron su pesimismo ante la posibilidad de que las formaciones de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias sellen un pacto que evite la repetición de elecciones.

Esteban defendió que se debe «pelear» hasta el último momento para llegar a un entendimiento, pero confesó que no es optimista porque tiene la sensación de que «Moncloa no tiene en la cabeza ya buscar el acuerdo» con Unidas Podemos. El diputado jeltzale reiteró que su formación se va a «esforzar» estos días en que haya un acuerdo de investidura entre PSOE y Unidas Podemos y aseguró que si los votos del PNV son necesarios, «ahí estarán».

No obstante, subrayó que la responsabilidad es del PSOE y de Unidas Podemos y opinó que en ambos hay un «problema de liderazgo y de líderes», porque los dos partidos «se han convertido en lo que diga una persona: el PSOE, por las circunstancias que ha vivido y Podemos, porque Podemos es Iglesias». Esteban dijo confiar en que los máximos dirigentes de estas formaciones reflexionen, pero admitió que «va a ser complicado» pese a creer que gran parte de los miembros de los equipos negociadores de ambas fuerzas estarían «por la labor» de ceder en algunas de sus pretensiones para salvar la legislatura.

«Tientos» a PP y Cs

El portavoz parlamentario del PNV se refirió asimismo a la propuesta de una gran coalición entre PSOE y PP planteada por el líder del Partido Popular de Galicia, Alberto Núñez Feijoo, y recordó que Sánchez ya ha lanzado varios «tientos» tanto a los populares como a Ciudadanos para que faciliten su investidura con una abstención.

Esteban apuntó sin embargo que si ya es difícil que lleguen a un acuerdo dos partidos como PSOE y Unidas Podemos, «que ideológicamente no deberían estar tan distantes», lograr un pacto de estas características con el de Pablo Casado parece «aún más complicado».

Mendia, por su parte, también dijo ser «bastante pesimista» ante la posibilidad de que PSOE y Unidas Podemos logren reducir las diferencias que les separan e hizo hincapié en la necesidad de que haya un Gobierno estable en España, objetivo para el que «lo lógico» hubiese sido que el PP lo facilitase con su abstención.

Aunque señaló que «cada día amanece de nuevo», la secretaria general del PSE-EE reconoció que es «bastante pesimista» y que ve muy complicado que PSOE y Unidas Podemos acerquen posturas.

Desde EH Bildu, el diputado por Álava Iñaki Ruiz de Pinedo advirtió de que el bloqueo político que se vive en Madrid es la «antesala» de una «involución» a la que «será necesario dar una respuesta fuerte» en unas eventuales nuevas elecciones generales.