Niega que pusiera la bomba en la sede del PSE

El presunto miembro de ETA Ugaitz Errazkin reconoció ayer en el juicio que actuó como «enlace» para la banda entre sus miembros 'legales' y 'liberados', pero negó que hiciera otro tipo de labores, incluyendo la colocación de un artefacto explosivo en la sede del PSE de Lazkao. Se enfrenta a una petición fiscal de 23 años de cárcel acusado de un delito de pertenencia a ETA y otro de estragos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos