PP y Bildu elevan el tono de su enfrentamiento por el euskera

Los diputados generales de Álava, Javier de Andrés, y de Gipuzkoa, Martin Garitano, en una imagen de archivo./
Los diputados generales de Álava, Javier de Andrés, y de Gipuzkoa, Martin Garitano, en una imagen de archivo.

Los populares sostienen que la izquierda abertzale, a la que ayer llamaron "morralla", es el "mayor enemigo del euskera", mientras Garitano ve vergonzoso que un diputado general, en alusión a De Andrés, no conozca la lengua vasca

EL DIARIO VASCO

La cercanía de las urnas eleva el tono de los enfrentamientos políticos y eso es lo que ha ocurrido este viernes entre PP y EHBildu, dos partidos que en teoría lanzan mensajes a públicos muy diferentes y que sin embargo se han enzarzado en una cuestión troncal de la política vasca como es el uso y fomento del euskera. La llama la prendieron la víspera los populares, cuando reclamaron que la competencia de la lengua pasase a Álava para que este territorio, "menos euskaldún", pudiera tener un tratamiento específico en materia por ejemplo de acceso a los empleos públicos. En ese contexto, el PP tildó a la izquierda abertzale de ser el "mayor enemigo del euskera, por instrumentalizar" la lengua a su favor. El diputado general de Álava, Javier de Andrés, llegó a llamar "morralla" al entorno abertzale durante su alocución, para indignación de los aludidos.

Hoy, su compañero de partido Oñaki Oyarzábal no ha considerado que este exceso verbal del diputado general y candidato a la reelección fuera un "error" porque hay que entenderlo en el contexto de un mitin "intenso y muy valiente" y ha matizado que en ningún caso la postura del PP es "atacar al euskera, sino todo lo contrario". En este sentido, Oyarzábal ha reiterado que su intención es que Álava logre un "tratamiento específico en materia de exigencia de euskera", para lo que debería obtener las competencias en materia lingüística y "poder hacer así políticas diferentes a las que practican los partidos nacionalistas".

Las explicaciones de hoy no han calmado los ánimos en el en mundo abertzale, que sigue considerando a los populares protagonistas de un "ataque" al euskera de escasos precedentes. El diputado general de Gipuzkoa, Martin Garitano, ha considerado "falsas" y "vergonzosas" las acusaciones del PP y ha rechazado de forma tajante que ésta sea "una lengua extraña en Álava". "Lo realmente vergonzoso", ha dicho, "es que los dirigentes de un territorio euskaldun no conozcan el euskera".

«¿Morralla? Yo no soy morralla»

"No pasa en ninguna parte del mundo. ¿Alguien puede pensar que el alcalde de París no sepa francés? ¿Y que además diga que el francés es una lengua extraña en París? Es vergonzoso", ha destacado, en una entrevista a Euskadi Irratia, recogida por Europa Press.

Sobre el calificativo lanzado por De Andrés la víspera, Garitano ha señalado: "He sentido vergüenza. Yo no soy morralla. Yo soy el diputado general de Gipuzkoa, euskaldun, hijo de Bergara, y estoy muy orgulloso, y estoy muy orgulloso también de que numerosos ciudadanos de Álava amen, aprendan y utilicen el euskera. Por contra, los que son vergonzosos son esos que se avergüenzan y minusvaloran nuestra lengua", ha concluido.