El yihadista que amenazó a España en un vídeo vivió más de diez años en Gipuzkoa y Navarra

Fue detenido por tráfico de drogas y encarcelado en la prisión de Nanclares, de donde se fugó en 2007 aprovechando una salida programada de la cárcel

VASCO PRESSbilbao

El yihadista del Estado Islámico que el pasado 1 de julio apareció en un vídeo amenazando a España residió durante más de diez años en Gipuzkoa y Navarra, según ha sabido la agencia "Vasco Press".

Fue detenido por tráfico de drogas y encarcelado en la prisión de Nanclares, de donde se fugó en 2007 aprovechando una salida programada de la cárcel.

El yihadista, militante del grupo Estado Islámico, que controla una parte considerable de Irak y Siria, se llama Noureddine El Mejdoubi, alias "Issa Abu", y tiene 43 años. Nacido en la localidad marroquí de Tetuán, El Mejdoubi se instaló en la localidad navarra de Cadreita en 1996, cuando contaba con 24 años.

El pasado 1 de julio a través de internet se difundió un vídeo grabado en la localidad siria de Raqqa, controlada por el Estado Islámico, en el que aparecían dos miembros de este grupo, Salaheddine Guitone y Noureddine El Mejdoubi, hablando en español. El primero, que falleció en combate el 25 de julio, hacía de presentador del segundo al que señalaba como su "hermano de verdad" y al que invitó a tomar la palabra con un "venga hombre".

"En nombre de Allah, el clemente el misericordioso, gracias a Allah de todo el mundo. Alhandulillah -comenzó Noureddine en una intervención leída-.

Estamos en la tierra santa, en la tierra de Sham (el Levante, Siria). Y les digo a todo el mundo, y aviso también: estamos viviendo bajo de la bandera islámica (jilafa islamica) y vamos a morir por ella hasta que nos abrimos (sic) todas las tierras presas, desde Yakarta hasta Andalucía, InshAllah (dios lo quiere). Y os digo: España es tierra de nuestros abuelos y nos vamos a abrirla (conquistarla), InshAllah, con el poder de Allah. InshAllah, Salam Aleykum Rahmatullah".

El vídeo, que apenas duraba 59 segundos, se difundió de manera extensa a través de internet por ser la primera vez que miembros del Estado Islámico dirigían amenazas hacia España. Los dos protagonistas habían vivido en España, Guitone en Mallorca y El Mejdoubi en Navarra y Gipuzkoa.

Una casa situada en la calle Aralar de Cadreita fue la primera vivienda conocida de Noureddin El Mejdoubi en España, a donde emigró de forma irregular. En la localidad navarra compartió casa con varios emigrantes marroquíes entre ellos Mohamed Nebbar, que fue detenido en 2003 en Cataluña en el marco de una operación contra un grupo yihadista que fue bautizado burlonamente como "comando Dixan". Cinco de los arrestados en aquella operación fueron condenados, pero Nebbar fue absuelto y el Estado fue obligado a indemnizarle por el tiempo que estuvo en prisión.

El Mejdoubi vivió también en otra casa de Cadreita situada en la calle Constitución, así como en una vivienda de la calle Palomeras de la cercana localidad de Valtierra. En 2002 se trasladó a residir a San Sebastián y poco después se instaló en la localidad guipuzcoana de Azpeitia, donde permaneció durante dos años al cabo de los cuales se volvió de nuevo a Navarra, domiciliándose en una casa de la plaza Doctor Ortíz de Landazuri y en otra de la calle del Carmen.

Durante ese tiempo fue detenido en algunas ocasiones (al menos una vez en Málaga, otra en San Sebastián y otra en Pamplona) por su situación irregular y se le tramitaron expedientes de expulsión de España que no llegaron a ejecutarse. Los cambios constantes de domicilio hicieron que las autoridades no pudieran localizarle y por eso publicaron en los boletines oficiales diferentes reclamaciones económicas, unas por infracciones de la ley de extranjería, otras por el impuesto de circulación o por multas de tráfico. La Hacienda estatal y el Ayuntamiento de Cadreita publicaron varios requerimientos contra El Mejdoubi.

En 2006 volvió a trasladarse de nuevo desde Pamplona a San Sebastián, pero ese año regularizó su situación aprovechando el proceso general de legalización que había abierto el Gobierno el año anterior. En Gipuzkoa fue detenido acusado de tráfico de drogas y encarcelado en la prisión de Nanclares, donde permaneció hasta el 2 de octubre de 2007. Ese día salió de la cárcel junto con otros presos en lo que se llama una salida programada que había organizado la Pastoral Penitenciaria. Noureddine El Mejdoubi aprovechó la circunstancia para darse a la fuga y desaparecer, por lo que un Juzgado de San Sebastián emitió una requisitoria por quebrantamiento de condena que todavía está en vigor.

La pista de Noureddine El Mejdoubi se perdió hasta que reapareció el 1 de julio pasado en el vídeo, lo que permitió a los servicios antiterroristas su identificación.