10.000 Corredores por la inclusión en las calles de Madrid

Con las dificultades de una novata, maría prepara su bici adaptada. Un infarto medular la sentó en una silla de ruedas, superación y esfuerzo la han llevado hasta esta línea de salida.  Y como ven, ni mucho menos está sola. 10.000 personas en una carrera en la que nadie se queda fuera.Ella es la segunda vez que participa, marcos  un veterano. Sorprendió a todos cuando  tenía 5 años.  Quiso participar para correr junto a su padre.Su parálisis cerebral, sus trastornos del aspecto autista, sus problemas de movilidad no le impiden llevarse en aplauso de un público entregado, todo lo contrario. María también consigue acabar los 10 kilómetros de su carrera. Una carrera en la que todos ganan