El Gobierno Vasco ve «impensable» que Batasuna no vaya a las elecciones

Azkarate sostiene que «la ilegalización de ideas nunca nos llevará a ningún sitio en un momento de esperanza» El obispo Uriarte pide «paciencia ante la lentitud de los procesos de paz»

CRISTINA LIMIA
El Gobierno Vasco ve «impensable» que Batasuna no vaya a las elecciones/
El Gobierno Vasco ve «impensable» que Batasuna no vaya a las elecciones

OÑATI. DV. La portavoz del Gobierno Vasco, Miren Azkarate, declaró ayer en Arantzazu que «es impensable que la izquierda abertzale no esté presente en las elecciones de 2007, así como en los foros de diálogo y de debate». Azkarate acudió junto al lehendakari Juan José Ibarretxe a la eucaristía con motivo de la celebración de la festividad de la Virgen de Arantzazu, patrona de Gipuzkoa, que se celebró ayer en el santuario de Oñati. La portavoz señaló que «impedir que una parte importante de la sociedad pueda tener su cauce de expresión política nunca nos va a llevar a ningún sitio en un momento de esperanza como el actual».

Al mismo tiempo, Azkarate indicó que «el Gobierno Vasco quiere lanzar a la sociedad un mensaje de esperanza, de confianza y de fe». Según indicó «estamos asistiendo a una confusión en los últimos tiempos. Confusión que parece que hay gente que está interesada en crear, quizás con la idea de que vaya surgiendo un desapego en la sociedad frente al proceso de paz».

Frente a eso, Azkarate indica que el Gobierno Vasco está convencido de que el mejor antídoto es la iniciativa política, que, según la portavoz, «el Ejecutivo vasco ha tenido en los últimos años y que se hará visible también en el pleno de política general del Parlamento Vasco el próximo día 22. La portavoz explicó que «el Gobierno presentará medidas para que la sociedad no sienta el proceso de paz y de normalización política como algo ajeno a ella, sino que vea que tiene mucho que decir y que aportar».

Para Azkarate, esto no significa que el Ejecutivo vasco se haya olvidado del bienestar y del progreso de esta sociedad. «Tenemos las mejores cotas de progreso, los mejores datos de turismo, los mejores datos de paro que hemos tenido probablemente nunca en la historia», señaló, apostillando que se trataba de un mérito de todo el tejido social en general, y concretando que «entre las aportaciones del Gobierno Vasco, se encuentran las once proposiciones de ley aprobadas por el Ejecutivo, algunas de ellas ya aprobadas también en el Parlamento en estos momentos, como el plan de innovación y competitividad industrial».

Plan de paz irreversible

Al mismo tiempo, Azkarate aseguró que el Gobierno continuará trabajando para que el plan de paz sea irreversible y para que las decisiones que democráticamente adopte la sociedad sean respetadas. «Por encima de todo, trabajaremos para instaurar una cultura de respeto hacia las ideas de los demás. Desgraciadamente, todavía vemos en demasiadas ocasiones una cultura de confrontación, desprecio y desacreditación a las ideas políticas de los demás. Tenemos que transitar por una cultura de respeto, diálogo y entendimiento», señaló la portavoz.

«Esperanza activa»

El obispo de San Sebastián, Juan María Uriarte, ofició ayer la misa celebrada en Arantzazu. El prelado señaló en la homilia que «será necesario ser pacientes, tolerando la lentitud de los procesos de paz y sufriendo, ya que una paz indolora, que no ha sido sudada, no es una paz nuestra», indicó el religioso.

Ante la atenta mirada de más de un centenar de feligreses, Uriarte señaló que «la auténtica esperanza de paz es dinámica y activa, no se confunde con la espera pasiva del autobús que no acaba de llegar, y reclama de los responsables que no antepongan intereses particulares a la paz». El religioso indicó que la esperanza ha de ser amplia, mirando tanto hacia atrás como hacia delante.