Tirri Tarra publica una ambiciosa obra de rock sinfónico con orquesta y coro

El Orfeón Donostiarra y Et Incarnatus se unen al grupo en el CD 'Luz negra/Argi Beltz' y en una gira por Euskadi El día actuará en el Kursaal, con cien personas en escena

RICARDO ALDARONDO
Tirri Tarra publica una ambiciosa obra de rock sinfónico con orquesta y coro/
Tirri Tarra publica una ambiciosa obra de rock sinfónico con orquesta y coro

SAN SEBASTIÁN. DV. Ya llevan unos años dando el giro, pero ahora con Luz negra/Argi Beltz van a obligar al público a cambiar definitivamente su idea de Tirri Tarra. Si durante años fue una fanfarre más bien inclasificable, ahora ha cambiado la kalejira por el rock sinfónico, con una ambiciosa obra que ya está en las tiendas en forma de CD, y que entre junio y julio va a poder escucharse en directo, con más de cien personas en el escenario en cuatro ciudades.

Este proyecto es el resultado de cerca de cuatro años de trabajo por parte de los 23 componentes de Tirri Tarra, para sacar adelante las composiciones de Sergio Zurutuza, que unen estilos muy distintos, desde el sinfonismo clásico al rock, con algunas reminiscencias de heavy y folk. «Me gustan todo tipo de músicas, de Mike Oldfield a Beethoven, y supongo que todas ellas van saliendo de alguna manera a la hora de componer», afirmaba ayer Zurutuza en la presentación del disco. «Es una música intimista, que habla de silencios, unos cómodos y otros incómodos, de la locura, de la cordura, de alegrías y tristezas».

Este proyecto «se ha convertido en las bandas sonoras de nuestras vidas», explicaba uno de los componentes de Tirri Tarra, José Ramón Isasa. «La música es sentimiento y todo nuestro sentimiento está ahí. Ha sido un camino largo, Tirri Tarra necesitaba madurar, aunque no es fácil sacar adelante un disco como este».

Cincuenta de las voces del Orfeón Donostiarra, especialmente las de 22 o 23 años, se han prestado a colaborar con este proyecto porque, según su director José Antonio Sainz Alfaro, «vimos la enorme ilusión que Tirri Tarra tenía en este proyecto y ahora estamos encantados, porque nos han enseñado lo que es entregarse a fondo a la música. Ahora, además de Beethoven y Brahms, tenemos a Zurutuza», comentó Sainz Alfaro.

El grupo, que ha experimentado un notable cambio de dirección a lo largo de sus quince años, renunció a cambiar de nombre para esta nueva línea musical. «La única razón para hacerlo era de tipo comercial, pero no estábamos dispuestos a renunciar a un nombre que tanto significa para nosotros. La gente debe saber que ahora Tirri Tarra, en lugar de kalejira, hace rock sinfónico», explicaron. La discográfica madrileña Avispa, orientada al rock, se sorprendió con este proyecto sinfónico y ha apostado fuerte por él.

El día 11 comienza la gira en el Kursaal con un concierto para el que ya están a la venta las entradas en Servikutxa y la taquilla del Kursaal. El día 18 actuarán en el Baluarte de Pamplona. El 22 de julio se presentarán en la explanada del Guggenheim de Bilbao y el 28 de julio, en la Plaza Nueva de Bilbao.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos