Tensión nuclear

EL DIARIO VASCO

Cuando se ha cumplido justo un año de la ruptura unilateral por parte de Estados Unidos del acuerdo nuclear con Irán, por el que este país se comprometió a limitar sus reservas de uranio enriquecido, Teherán anunció ayer que ponía fin a su contención y se consideraba liberado de sus compromisos. En un solemne discurso televisado a la nación, el presidente iraní, Hasan Rohani, subrayaba sin embargo que Irán no abandona el Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC, nombre oficial del acuerdo) y anunciaba que la ruptura tendrá lugar dentro de 60 días, plazo que los iraníes dan a los demás signatarios del acuerdo -Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia y China- para que cumplan sus compromisos. Compromisos que básicamente consistían en el levantamiento de las sanciones financieras y de limitación de exportaciones petrolíferas, que han sumido a la economía iraní en la recesión. Irán lanza un envite a la Unión Europea para que se desmarque de la estrategia de Donald Trump y busque una fórmula para que pueda seguir vendiendo petróleo. El polvorín nuclear de Oriente Medio se reactiva inquietantemente.