La grandeza de lo pequeño

ANTONIO SÁNCHEZ ESCUDERO OIARTZUN

Tuve el privilegio de ser invitado por el Club Ampo de Rugby en Ordizia a asistir al partido de cuartos. Un viejo de 82 años enfermo dándoles energía. Solo valía la victoria. Les conocí, me impresionaron por su fuerza física, su calidad humana. Se rezumaba deporte puro. El Ampo Ordizia salió a por todas y en 20 minutos colgaban un 21-0. Emoción hasta el fina. No quiero hablar de lo que ganan estos chavales. Aquí al no haber dinero, no hay corrupción. El rugby es al deporte como el labriego es a la tierra que ara. Gracias Ordizia, gracias Ampo, gracias jugadores. Me emocionásteis desde el minuto uno al 90. Desde hoy tenéis un fan.