Izaskun Gómez jura su cargo como alcaldesa apelando al «consenso» de la corporación

Los componentes de la nueva corporación en un momento del pleno./FOTOS VIÑAS
Los componentes de la nueva corporación en un momento del pleno. / FOTOS VIÑAS

La socialista obtuvo el apoyo de los concejales del PNV en una sesión en la que se profirieron gritos de «lapurrak» y «vendidos» hacia ambas formaciones

Elena Viñas
ELENA VIÑASPASAIA.

El pacto alcanzado la víspera entre PSE-EE y PNV se materializaba ayer con la investidura de Izaskun Gómez como alcaldesa de la población. La socialista repetía por tercera vez en el cargo y una vez más, no sin polémica. Simpatizantes de EH Bildu le recriminaron durante la sesión que, como consecuencia del acuerdo de ambas formaciones, arrebatara a Junkal Mintegia, cabeza de lista de la fuerza más votada, la alcaldía.

«Esto es un robo descarado», increparon algunos asistentes, profiriendo gritos de «lapurrak» (en castellano, «ladrones» ), «vendidos» y «PNV facha». Sus voces fueron acalladas por los aplausos de los favorables a la socialista, quien volvió a recibir la makila de mando como lo hiciera cuatro años antes, en un pleno tenso, aunque sin que se produjeran incidentes.

La nueva corporación

Alcalde
Izaskun Gómez (PSE)
Concejales EH Bidlu
Junkal Mintegia, Miguel Mari Torrea, Iraitz Pazos, Xabier Alegría, Amaia Muguruza
Concejales PSE
Jorge Aguayo, Lore Suárez, Itziar Barragán, Miguel Ángel Crespo
Concejales PNV
Nahikari Otermin, Loreto Osa, Jon Ander Eceiza, Koldo Pérez
Concejales Podemos
Julen Rodríguez, Izaskun Urruzola

La sesión arrancaba a las diez de la mañana en medio de gran expectación mediática y unas medidas de seguridad que no se habían puesto en práctica en al menos los últimos diez años en esta localidad. La Guardia Municipal controlaba mediante barreras la separación entre público y concejales, tanto dentro como fuera del salón de plenos, mientras que agentes de la Ertzaintza vestidos de paisano permanecían en el interior del recinto acotado.

«Me comprometo a buscar los consensos en aquello que suponga un futuro mejor para los vecinos» Izaskun Gómez, PSE-EE

«Seguiremos trabajando estos cuatro años para darle a Pasaia el impulso que le hace falta» Nahikari Otermin, PNV

«Debemos actuar unidos para conseguir sacar a Pasaia del atolladero de sus deficiencias» Junkal Mintegia, EH Bildu

«Haremos una oposición constructiva y trabajaremos en común por Pasaia» Julen Rodríguez, Podemos-Equo

Afortunadamente, su intervención no fue necesaria y la nueva corporación pudo constituirse según el guión previsto en la víspera. Izaskun Gómez presentó su candidatura a alcaldesa, lo mismo que Junkal Mintegia por EH Bildu y Julen Rodríguez, de Podemos-Equo. La jeltzale Nahikari Otermin no hizo lo propio para favorecer, de ese modo, la elección de la que volverá a ser su socia de gobierno los próximos cuatro años. En la urna en la que depositaron uno a uno sus votos, los correspondientes a los cuatro ediles del PNV se sumaron a los de los cinco del PSE-EE, logrando la mayoría necesaria para continuar unidos en el poder.

Colaboración y consenso

La recién elegida alcaldesa tomaba la palabra para pronunciar un discurso en euskera y castellano, en el que apeló a la «colaboración» del resto de fuerzas. «Tenemos un largo camino por delante. Esta legislatura tendremos que afrontar múltiples retos y proyectos; algunos ya están en marcha y otros, a punto de estarlo; otros son nuevos y otros, desgraciadamente, históricos, como los de ser capaces de encontrar soluciones y respuestas a nuestros problemas estructurales que duran ya demasiado tiempo», manifestó.

La regidora advirtió que esos mismos retos «no podrán tener solución sin el consenso de todos los que nos sentamos en esta mesa». Por ello, se comprometió desde ese mismo momento a buscar «los consensos y los acuerdos necesarios para todo aquello que suponga un futuro mejor para nuestros vecinos y vecinas, ya que, al fin y al cabo, es solo ante ellos ante quienes estamos obligados a responder».

Aunque no suele ser habitual que otros corporativos intervengan en el pleno de constitución de los ayuntamientos, la portavoz de EH Bildu quiso hacerlo para dar lectura a un escrito en el que abogó, igualmente, por el consenso, ya que «si queremos conseguir un resultado diferente, no podemos seguir haciendo lo mismo».

A su juicio, el acuerdo entre la ciudadanía pasaitarra «es total en este punto: todos los representantes municipales debemos actuar unidos para conseguir sacar a Pasaia del atolladero de sus deficiencias básicas y de su retraso socio-económico». Junkal Mintegia añadió, asimismo, que la coalición abertzale asume la responsabilidad de buscar alianzas para defender los intereses de los pasaitarras. «Vamos a liderar, como primera fuerza del municipio, una interlocución política plural que suponga un punto de inflexión en la historia de este pueblo», anunció.

Nahikari Otermin expresaba su intención y la del resto de sus compañeros del PNV de seguir trabajando los próximos cuatro años para darle a Pasaia el impulso que le hace falta. Así lo declaraba a este medio al término del pleno. Por su parte, el portavoz de Podemos-Equo, Julen Rodríguez Aboy aseguraba que su grupo municipal planea hacer «una oposición constructiva», trabajando «en común por Pasaia».

Representantes de distintas formaciones políticas acudieron a Pasaia con el fin de arropar a sus compañeros. Ese era el caso del secretario de organización de Euskadi , Miguel Ángel Morales, y el diputado foral Denis Itxaso, por el PSE; y del cabeza de lista por Gipuzkoa, Juan Karlos Izagirre, y Julen Mendoza, exalcalde de Errenteria, por EH Bildu.