Help Flash, la luz amarilla homologada

Help Flash, la luz amarilla homologada

DV

En 2018, el 20% de los fallecidos en carretera estaban señalizando una avería fuera del vehículo: se podría haber evitado colocando una luz amarilla sin salir del coche.

Tras sufrir una avería y detener el vehículo en el arcén, llega uno de los momentos más peligrosos: colocar los triángulos de emergencia para señalizar el vehículo. Es uno de los dispositivos homologado para utilizar en el exterior del vehículo y señalizarlo en caso de emergencia es Help Flash. Se trata un dispositivo luminoso portátil -cabe en la palma de la mano- que emite una luz intermitente de emergencia de color ámbar o fija de tonalidad blanca, que puede funcionar como una linterna. Es completamente autónomo: para operar no necesita cables ni puntos de electricidad, solo una pila alcalina de 9 voltios.

Su utilización es recomendable siempre que se considere no seguro caminar 50 metros de ida y 50 metros de vuelta por la calzada para colocar el triángulo. Es una luz de emergencia que emite una señal ámbar de triple destello, visible a una distancia de hasta 1 kilómetro. Se activa adhiriéndose a cualquier superficie metálica del vehículo, por lo que el conductor solo tiene que bajar la ventana y, sacando un brazo, pegar el Help Flash al techo del coche. También se puede conectar de forma manual.

Además, es utilizable por los motoristas: el fabricante recomienda fijarlo en la bionda o guardarrail de la vía o a cualquier soporte metálico a unos pocos metros detrás del vehículo. También se puede colocar sobre el sillín.