Los airbags siguen siendo una pieza fundamental para la seguridad total en la conducción

Airbag frontal trasero./
Airbag frontal trasero.

La seguridad de los automóviles es un tema que preocupa, y mucho, a distintos estamentos, además de a los fabricantes

J. I. V.SAN SEBASTIÁN.

La ESV Safety Conference, que se ha celebrado en Eindhoven (Holanda), es el encuentro en seguridad más importante del mundo. Bajo el lema 'Tecnología: Por un mañana más seguro', hasta un centenar de expertos mundiales en seguridad han participado en una nueva edición de la conferencia. Ese marco fue aprovechado por Mercedes para mostrar al público nuevos proyectos en seguridad y conducción autónoma. Todos los avances exhibidos en las conferencias tienen por objetivo implementar en el futuro nuevas medidas para proteger a las personas en accidentes de tráfico.

Entre otras innovaciones, se han podido ver allí importantes novedades en seguridad para el conductor (cambiando por ejemplo la posición del asiento y del volante), en iluminación, en la comunicación del vehículo con su entorno, en seguridad infantil y en seguridad activa.

Con el objetivo así de mejorar también la protección en futuros coches autónomos, donde los pasajeros es posible que circulen más distraídos e incluso sentados más cómodamente en los asientos, la marca germana está desarrollando estos novedosos airbags frontales, tanto para las plazas delanteras (cuando el volante se encuentre retraído), como sobre todo para las plazas traseras, con elementos tubulares inflables que, como en una tienda de campaña, crean la estructura que dará forma al airbag.

Con 120 litros y 'tridimensionales', aseguran que las cargas sobre el ocupante podrían reducirse hasta en un 30% durante un impacto. La marca alemana confirma también que, en esta nueva movilidad, nuevos airbags laterales integrales podrán emerger de cada lado de los asientos, fundamentalmente de los delanteros. Todo por la máxima seguridad.