Un vecino de Barcelona muere al volcar su coche en la variante de San Sebastián

El fallecido en la variante de Donostia, cubierto por una manta térmica tras ser rescatado por efectivos de los bomberos./MIKEL DE ARALAR
El fallecido en la variante de Donostia, cubierto por una manta térmica tras ser rescatado por efectivos de los bomberos. / MIKEL DE ARALAR

El vehículo en el que la víctima viajaba de copiloto se salió de la calzada y se estrelló contra una farola

J. PEÑALBASAN SEBASTIÁN.

Fue una mañana trágica. Una persona perdió ayer la vida y tres más resultaron heridas de distinta consideración en otros tantos siniestros ocurridos a primera hora de ayer en la red de carreteras de Gipuzkoa. La víctima mortal tenía 53 años y estaba domiciliada en Barcelona. Los percances generaron retenciones de varios kilómetros.

El accidente más grave ocurrió a las 8.45 horas, en la Variante donostiarra (GI-20), en un tramo de vía en el que confluyen los vehículos que circulan procedentes de Irun con los que se incorporan desde el área comercial de Garbera o Trintxerpe. En circunstancias que la Unidad de Tráfico de la Ertzaintza investiga, un turismo de la marca Opel, modelo Crossland, que circulaba por los carriles del sentido a Vitoria, sufrió una salida de calzada y colisionó contra una farola antes de quedar volcado con las cuatro ruedas hacia arriba.

Dada la violencia del impacto y la posición en la que permanecía el coche, los dos ocupantes quedaron atrapados, por lo que fue necesaria la presencia de una unidad de rescate de los Bomberos donostiarras.

El equipo de salvamento consiguió extraer del interior del vehículo a sus dos ocupantes que fueron atendidos por los sanitarios presentes en el lugar. La persona que viajaba en el asiento del copiloto se hallaba en situación crítica. Aun cuando el personal desplazado le practicó las maniobras de reanimación habituales en estos casos, no pudo reponerse, tras lo cual el médico certificó el fallecimiento. La víctima tenía 53 años y estaba domiciliado en Barcelona. El conductor del vehículo, por su parte, de 65 años, de Irun, fue evacuado en una ambulancia al Hospital Donostia, donde quedó ingresado.

Dada la hora punta en la que sucedió el accidente, con miles de automovilistas en ruta hacia sus ocupaciones habituales, se formaron retenciones de consideración que fueron reguladas por agentes de la Ertzaintza. Tras la retirada del vehículo y limpieza de la calzada se restableció la circulación.

Segundo vuelco

Tres cuartos de hora más tarde se produjo un siniestro similar en Errenteria, que se saldó con una mujer herida de consideración. Fuentes del departamento de Seguridad informaron de que el suceso tuvo lugar a las siete y media la mañana, en la carretera GI-636, a la salida del túnel de Capuchinos. Por causas también que son objeto de una investigación, un Citröen ZX se salió asimismo de la calzada y volcó sobre el asfalto. La conductora y única ocupante del coche, una joven de 21 años, vecina de Irun, resultó herida y fue evacuada al Hospital Donostia.

El tercero de los siniestros tuvo lugar a las 7.00 horas, en la N-1, a su paso por Alegia. Un Peugeot 207 que circulaba en dirección a Donostia volcó y su conductora, de 34 años, con domicilio en Urretxu, resultó herida. La víctima fue evacuada en una ambulancia al Hospital de Zumarraga.

Debido al siniestro se formaron retenciones que alcanzaron una longitud de cuatro kilómetros. La circulación fue regulada por al Ertzaintza.

Durante la mañana se registraron, además, otros percances de menor consideración que se saldaron con daños materiales, como el ocurrido en la AP-8, donde chocaron dos turismos a la altura de Eibar.

Más

 

Fotos

Vídeos