Subasta solidaria de Emaús cargada de historia

Una antigua bicileta BH como la que sirvió a muchos guipuzcoanos para aprender a andar sobre dos ruedas, o la corneta del 23 Regimiento Real de 1813, entre las reliquias./
Una antigua bicileta BH como la que sirvió a muchos guipuzcoanos para aprender a andar sobre dos ruedas, o la corneta del 23 Regimiento Real de 1813, entre las reliquias.

Una corneta usada por las tropas que incendiaron San Sebastián en 1813, entre los 130 objetos militares o culturales

Amaia Chico
AMAIA CHICOSAN SEBASTIÁN.

¿Le gustaría tener en su salón un trocito de historia de San Sebastián? Concretamente, ¿una reliquia de uno de los episodios más dramáticos de la ciudad? La subasta solidaria de Emaús permite desde mañana pujar por una de las cornetas con las que, muy posiblemente, el 23 Regimiento Real de las tropas angloportuguesas anunció su ataque a la ciudad el 31 de agosto de 1813. El historiador Ramón Barea ha constatado que «hay indicios suficientes» para no descartar que el instrumento militar fuera utilizado en aquella batalla, y de lo que no hay duda, corroborado por el Museo Británico, es que la corneta perteneció a ese batallón. Este artículo será uno de los 130 objetos, reliquias militares, religiosas, culturales o lúdicas, por los que desde mañana hasta el próximo día 26 se podrá pujar en el local de Factory Emaús, situado junto a Tabakalera.

La subasta solidaria llega este año «cargada de historia», explican desde la fundación, con artículos como esta corneta que procede de alguna colección de objetos militares particular, o un silbato militar, «bastante especial», similar a los que ordenaban salir de las trincheras y luchar durante la Primera Guerra Mundial. Además, en el espacio dedicado a artículos militares se expone un sable o medallas.

Los datos

Lugar
Los objetos se exhiben en la Factory de Emaús, junto a Tabakalera, hasta el día 26.
Puja
Los interesados depositan su puja en una urna, que se abrirá ante notario. La mayor oferta por un objeto será la ganadora.

En el resto de «córners» en los que se dividirá la subasta, cuya recaudación se destinará a los proyectos sociales de Emaús, se podrán encontrar reliquias de otro tipo. En el rincón Amén, un cuadro de San Sebastián Mártir o un reclinatorio; en el Doctor Livingston, radios, relojes, máquinas de escribir antiguas o reliquias literarias como una edición del libro del lehendakari Aguirre 'De Guernica a Nueva York pasando por Berlín', editado en 1944. En las zonas Cuéntame, Era Industrial y Karabí Karabá, habrá teléfonos vintage, bicicletas, casas de muñecas o máquinas de coser.

 

Fotos

Vídeos