Las Juntas de Gipuzkoa condenan el intento de agresión machista de Errenteria

Las Juntas de Gipuzkoa condenan el intento de agresión machista de Errenteria

EL DIARIO VASCO

Las Juntas Generales de Gipuzkoa han expresado este martes su «más rotundo rechazo» al intento de agresión a una mujer por parte de su expareja ocurrido este lunes en Errenteria.

El cámara foral ha difundido una declaración institucional a raíz de ese intento de agresión, que no llegó a consumarse porque la presidenta de esta institución, Eider Mendoza, y la diputada foral de Políticas Sociales, Maite Peña, que esperaban casualmente en la zona el inicio de un acto electoral de su partido, el PNV, protegieron a una mujer que pedía auxilio mientras huía de su expareja, que mantenía una actitud violenta.

Las Juntas guipuzcoanas han condenado cualquier forma de violencia sexista, que consideran «la más grave manifestación de las injustas desigualdades existentes entre mujeres y hombres», y «un problema de primer nivel, derivado de relaciones de poder cuyo objetivo es mantener el sometimiento de las mujeres».

Han pedido a los ciudadanos que adopten «un compromiso personal y colectivo» en favor de la igualdad y que «reaccionen ante cualquier expresión de violencia contra las mujeres», al tiempo que reafirman su «compromiso de seguir trabajando a favor de la igualdad» con el fin de lograr «una Gipuzkoa sin violencia sexista».

El parlamento de Gipuzkoa ha instado asimismo a la población a participar en la concentración de condena que ha convocado el movimiento feminista este miércoles a las 19.30 horas en la plaza Gernika de Errenteria.

Ayuntamiento de Errenteria

También la Junta de Portavoces del Ayuntamiento de Errenteria, por unanimidad, ha acordado este martes una declaración institucional en la que rechaza «rotundamente» el intento de agresión machista. Además, se suma a la concentración convocada para este miércoles y anima a toda la ciudadanía a acudir a la misma.

En el texto, el Ayuntamiento de Errenteria muestra su «más absoluto rechazo» contra todo tipo de violencia hacia las mujeres y declara «tolerancia cero» hacia cualquier agresión sexista, al tiempo que muestra su «solidaridad y apoyo» a la mujer agredida y pone a disposición de la víctima «todos los recursos que fueran necesarios».

Asimismo, el Consistorio quiere mostrar «públicamente y de manera unánime» su rechazo a la violencia contra las mujeres y remarca que este tipo de hechos «no tienen cabida en nuestra sociedad y, por tanto, debemos seguir trabajando tanto desde las instituciones y movimientos asociativos, como desde la ciudadanía, para que las mujeres podamos vivir libres de violencia machista».

En esa línea, agradece «la actitud de nuestra sociedad a la hora de evitar las agresiones» -en este caso la agresión fue impedida por las dirigentes del PNV Eider Mendoza y Maite Peña- y pone en valor «la actitud de la personas» que se encontraban en el lugar de los hechos en ese momento.

Más información