La Ertzaintza abre diligencias a siete furtivos por pesca ilegal de percebes en Gipuzkoa y aprehende 73 kilos

Imagen de archivo de un barco navegando entre los monte Ulía y Jaizkibel/ARIZMENDI
Imagen de archivo de un barco navegando entre los monte Ulía y Jaizkibel / ARIZMENDI

También han identificado a otros dos varones en el municipio de Barrika

EUROPA PRESS

Agentes de la Unidad de Vigilancia y Rescate de la Ertzaintza, UVR, han abierto diligencias en los últimos días a nueve personas por pesca furtiva, por extraer percebes de forma ilegal en distintos puntos la costa de Gipuzkoa y Bizkaia, y han aprehendido un total de 78 kilogramos de percebes, así como herramienta específica para el rascado y extracción de estos crustáceos.

Según ha informado el Departamento vasco de Seguridad, la tarde del pasado jueves, 27 de diciembre, agentes de la Unidad de Vigilancia y Rescate de la Ertzaintza establecieron un operativo para detectar actividad de pesca furtiva de percebes en las faldas del monte Jaizkibel.

En el transcurso de la tarde, fueron identificados siete varones a quienes ocuparon un total de 73 kilogramos extraídos de forma ilegal en distintos puntos del acantilado. A dichos furtivos les fueron ocupadas las herramientas específicas para el rascado y extracción de los percebes, efectuándose las correspondientes actas de incautación

En el mismo contexto de actuación preventiva, este pasado viernes, agentes de la citada Unidad identificaron en el municipio de Barrika a otros dos varones cuando remontaban la ría de Plentzia en una piragua y un padelsuf, respectivamente, y se disponían a desembarcar. A los mismos les ocuparon cerca de cinco kilogramos de percebes capturados de manera ilegal, además de la herramienta extractiva.

Los agentes han instruido diligencias a los nueve varones identificados, en calidad de investigados, a los que se ha incoado expediente por su actividad furtiva. Las diligencias han sido puestas a disposición tanto del juzgado como del área competencial correspondiente, y el producto decomisado ha sido destinado al Banco de Alimentos de Bizkaia.