Entidades diocesanas de Gipuzkoa impulsan una nueva plataforma de apoyo a migrantes y refugiados

Presentación de la nueva plataforma de apoyo de migrantes y refugiados/Lobo Altuna
Presentación de la nueva plataforma de apoyo de migrantes y refugiados / Lobo Altuna

La Pastoral Diocesana de Migrantes, Confer, el sector social de la Compañía de Jesús y Cáritas Gipuzkoa se unen para crear la Red Migrantes con Derechos, la primera en Euskadi

Elisa Belauntzaran
ELISA BELAUNTZARAN

Hospitalidad, dignidad y derecho son las claves del marco común de trabajo con personas refugiadas y migrantes en las que se sustenta el trabajo de la Red de Migrantes con Derechos de Gipuzkoa. La Pastoral Diocesana de Migrantes, Confer, el sector social de la Compañía de Jesús y Cáritas Gipuzkoa impulsan esta Red, la primera en Euskadi, para «articular una estrategia conjunta de la Iglesia ante la realidad de las migraciones».

Las entidades promotoras de la Red Migrantes con Derechos de Gipuzkoa han presentado esta nueva plataforma que según han explicado «pretende consolidar la estrategia territorial conjunta que vienen impulsando para organizar una respuesta global, generosa y coordinada al reto de las migraciones en nuestro territorio».

El objetivo de las cuatro entidades que componen la Red Migrantes con Derechos de Gipuzkoa es impulsar,»una mirada compartida sobre el hecho migratorio en todas sus vertientes, así como la convicción sobre la necesidad de sensibilizar en la defensa de los derechos de las personas migrantes y refugiadas, en el cultivo y desarrollo de una cultura de la acogida del diferente inspirada en la hospitalidad».

Según han explicado, «la actual situación no es solo una emergencia, sino el resultado de una política orientada exclusivamente al control de flujos». Además destacaron que «estamos ante una situación que no afecta solamente a las personas en busca de protección internacional, sino a la dignidad y a los derechos de todos las personas migrantes. Es imprescindible activar en Europa una mirada larga que aborde las causas de las migraciones forzadas y es urgente transformar el reto en oportunidad, ya que las migraciones son una oportunidad para el desarrollo de los pueblos».

«Queremos incidir en las causas de los desplazamientos. La Red Migrantes con Derechos de Gipuzkoa propone, junto a la puesta en marcha en Europa de un plan urgente de acogida humanitaria e integración, articular en paralelo medidas que incidan en las causas de los desplazamientos» han insistido. Con ello quieren, «asegurar la paz y el desarrollo tanto en los países de origen como de tránsito hacia Europa es una pieza clave de nuestro futuro común. Atajar las causas de la migración involuntaria, como son los conflictos armados, la pobreza y la desigualdad, el cambio climático, la competencia por los recursos naturales, la corrupción y el comercio de armas y aumentar la Ayuda Oficial al Desarrollo de los países de la Unión Europea (UE) hasta alcanzar el prometido 0,7% del PIB. Esta ayuda debe prestar atención prioritaria a los Estados más frágiles y a los países menos desarrollados», entre otros.

La Red Migrantes con Derechos de Gipuzkoa, muestra su convicción de que las migraciones «son una oportunidad para el desarrollo de los pueblos, no solo para las sociedades de origen y tránsito, sino también para nuestras propias sociedades que hoy se configuran ya como espacios de mestizaje, y se enriquecen en la convivencia con otras personas de otros lugares del mundo».

Durante la presentación de la nueva plataforma, en la que han participado Jon Telletxea, Mabel Cenizo de Cáritas Gipuzkoa, Arantxa Odriozola del sector social de la Compañía de Jesús, Leire Atxega de Pastoral Diocesana de Migrantes e Isabel Agirrezabalga de Confer, han recordado que en su labor de acoger, proteger, integrar y promover, han acompañado a más de 8.000 personas en diferentes servicios y prestaciones a lo largo del año 2018».

Asimismo, han querido incidir «en dos rostros que aparecen poco en los medios de comunicación: las mujeres y los jóvenes. Dos de las líneas de actuación en las que venimos trabajando antes de la puesta en marcha de la Red».

Han recordado que en el programa Miriam de Cáritas Gipuzkoa, «se acoge y acompaña a mujeres en situación de vulnerabilidad; se facilitan espacios de aprendizaje, lugares de encuentro, de relación y de diálogo. Miriam pretende, a través de una adecuada formación humana y laboral, que las mujeres logren un mayor empoderamiento». Según han explicado «el proyecto Miriam ha atendido durante el año 2018, a 1593 mujeres migrantes».

En cuanto al joven migrante, han incidido en que en el espacio compartido, Laguntza Etxea (Caritas Gipuzkoa) y Loiolaetxea (sector social de la Compañía de Jesús), «están trabajando de forma conjunta, coordinada y complementaria espacios de Tiempo Libre, participación y hospitalidad». Asimismo, han recordado que «son numerosas las dificultades de su día a día: carecen de red social y familiar de referencia, pernoctan en calle, tienen un bajo nivel formativo y/o barrera idiomática y en muchos casos desconocen el acceso a recursos sociales/sanitarios/educativos».