La Diputación destina 931.700 euros a reorganizar Txara I para maximizar el número de plazas

La Diputación destina 931.700 euros a reorganizar Txara I para maximizar el número de plazas

El plazo para redactar el proyecto es de ocho meses y la dirección de la obra se prolongará durante la ejecución real de ésta

EL DIARIO VASCO

El Consejo de Gobierno de la Diputación foral de Gipuzkoa ha aprobado este pasado martes la contratación de la redacción del proyecto de reforma de Txara I, presupuestado en 931.700 euros y cuyo objetivo es «reorganizar los espacios maximizando el número de plazas», según ha explicado este miércoles el portavoz foral y diputado foral de Gobernanza y Comunicación con la sociedad, Imanol Lasa.

En un comunicado, Lasa ha dado cuenta de la aprobación del expediente de contratación de redacción de proyectos y otros estudios técnicos complementarios, así como la dirección de las obras, correspondientes a la reforma del Edificio Txara I de San Sebastián, con un presupuesto de 931.700 euros.

«El plazo para redactar el proyecto es de ocho meses y la dirección de la obra se prolongará durante la ejecución real de ésta», ha indicado, para añadir que estas obras se ejecutarán «con el edificio en servicio, organizando las mismas por fases, generando la menor afección posible al funcionamiento cotidiano».

El edificio, que está ubicado en el paseo Zarategi 100, fue construido en 1996, y en un principio como apartamentos tutelados. En la actualidad, en Txara I conviven diversas entidades que ofrecen plazas residenciales para personas mayores y para personas en situación de discapacidad, así como oficinas de distintas asociaciones guipuzcoanas; el organismo autónomo adscrito al Departamento de Políticas Sociales KABIA; unas salas polivalentes, un centro de valoración y unos almacenes utilizados por el Departamento de Políticas Sociales; y el Hogar del jubilado de la Asociación Intxaurralde.

Lasa ha explicado que «las necesidades de la población han variado desde la fecha de su construcción, por lo que el objetivo del proyecto de reforma es organizar las instalaciones en cinco unidades y zonas para adaptarse a las mismas».

De este modo habrá una unidad residencial de personas mayores dependientes, en las cuales se deben mantener como mínimo las 120 plazas actuales; otra residencial de personas con discapacidad, que deberá estar diseñada para conseguir el número máximo de plazas; unidad de vivienda, ubicadas en las plantas 5ª, 6ª y 7ª, que se diseñará para conseguir 18 plazas; oficinas y asociaciones, que deberán diseñarse independientemente a las unidades residenciales o de vivienda; y zona de garaje, trasteros e instalaciones, que deberán preverse en la planta -2.

«La reforma deberá albergar los usos descritos adecuando el edificio a la normativa técnica y sectorial actual, resolviendo y analizando, entre otras, las cuestiones de eficiencia energética mediante aislamiento térmico interior, la separación de los accesos de las unidades residenciales y de las zonas para asociaciones y salas polivalentes y la posibilidad de ampliar la superficie ocupando la superficie de los soportales, zonas de patio interior u otras posibilidades», ha señalado.

Purines

Por otro lado, el Consejo de Gobierno foral ha aprobado la convocatoria de ayudas destinadas al tratamiento, depuración y distribución de purines producidos en las explotaciones ganaderas de Gipuzkoa, dotada de 200.000 euros.

«Muchas de estas explotaciones generan deyecciones en forma de purines, cuyo destino es principalmente la aplicación en la propia explotación, pero también la cesión a explotaciones vecinas o la gestión de los excedentes por un gestor autorizado», ha señalado Lasa.

Esta convocatoria se enmarca, según el portavoz foral, en la apuesta estratégica por «consolidar y fortalecer» el primer sector en el territorio, «también desde el punto de vista de la sostenibilidad».