Menos animales abandonados, pero más excusas para hacerlo

Menos animales abandonados, pero más excusas para hacerlo
Mikel Fraile

En los últimos diez años la Sociedad Protectora de Gipuzkoa ha visto reducido en un 35% la cifra de animales recogidos en la calle

Dani Soriazu
DANI SORIAZU

Es un triste hecho que se produce a lo largo de todo el año, pero que tiene mayor incidencia los veranos. La Sociedad Protectora de Animales de Gipuzkoa se encuentra durante esta época del año con la mayor cifra de abandono de animales de compañía, como perros y gatos, entre otras especies. Sin embargo, desde esta entidad se congratulan de que las estadísticas apunten a una mayor concienciación por parte de la ciudadanía y a una menor presencia en las calles de estas mascotas tras quedarse sin hogar.

Así, mientras en 2009 la cantidad de animales abandonados recogidos por la protectora rondaba los 1.000, en 2018 esa cifra pasó a ser de 648. Una reducción de aproximadamente un 35% en una década. «La base de este logro es, sin duda, la educación. Pero no debemos bajar la guardia», ha advertido este jueves Marisol Zubiaurre, miembro de la junta directiva de la sociedad. En este sentido, ha destacado que este pasado mes de junio «ha sido malo» y que se están dando muchos casos de personas que deciden deshacerse de sus mascotas «con pretextos como alergias provocadas por la presencia del animal o cambios de vivienda que no les permiten hacerse cargo del mismo». Zubiaurre no niega que puedan producirse estas situaciones que conllevan lo que se denomina como «cesión civilizada» y que «siempre es mejor que un abandono» pero alerta de la alta incidencia de las mismas.

El mensaje lo ha lanzado en el Ayuntamiento de San Sebastián, donde se ha presentado la campaña 'Eres responsable' contra el abandono animal, promovida por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación. En rueda de prensa, el Concejal de Ecología de San Sebastián, el socialista Enrique Ramos, ha señalado que «la campaña pretende no solo evitar el abandono animal, sino promover la adquisición reflexiva de animales de compañía.

Así, los objetivos de la campaña son: reflexionar sobre las razones para tener un animal de compañía y sobre si se dan las condiciones adecuadas para ello; elegir al animal idóneo según las características de la persona que lo desea adquirir, incluyendo el lugar donde van a vivir, adquirir el animal de una fuente legal; conocer los cuidados y las atenciones que los animales necesitan y conocer y respetar las normas de convivencia de los animales en la sociedad.

Dos fases

Ramos ha señalado que «en el caso de San Sebastián, esta campaña que se desarrolla a nivel de todo el Estado, se ha diferenciado en dos fases, dirigidas a públicos distintos. Una primera, con las vacaciones de verano que es la fecha del año en la que aumentan los abandonos de animales de compañía y otra de cara al curso escolar, dirigida a los más pequeños».

En la fase de verano que hoy se inicia la campaña se dirige a un público adulto que, ante las vacaciones, puede encontrarse con un «problema» a la hora de alojar a su mascota durante su ausencia o que, lamentablemente, ante la falta de información adecuada opta por el abandono. Todas las clínicas y consultas veterinarias de la ciudad disponen de toda la información necesaria para evitar esta última opción y fomentar la tenencia responsable de animales de compañía.

La segunda fase, al inicio del curso escolar, irá dirigida a los escolares menores de edades comprendidas entre 12-13 años. «Es la franja de edad que más suele pedir como regalo en fechas de navidad un animal de compañía. Lo que queremos es que los txikis tengan la información y adquieran la necesaria concienciación para que la compra del animal se haga de forma consciente y reflexiva. En definitiva, que sean dueños responsables en el futuro».

En la campaña 'Eres responsable', además del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, participarán activamente el Ilustre Colegio Oficial de Veterinarios de Guipúzcoa y la Sociedad Protectora de animales y plantas de Guipúzcoa (SPAPG).