El calor abrasa Gipuzkoa

Mucha gente se ha acerdado a la playa de la Zurriola para mitigar el calor. /
Mucha gente se ha acerdado a la playa de la Zurriola para mitigar el calor.

Las playas y las terrazas han sido las mejores maneras para hacer frente al sofocante calor

JOSEBA ZUBIALDEsan sebastián

Los termómetros han sido testigos de que Gipuzkoa ha vivido este sábado un día atípico, en el que el aeropuerto de Hondarribia ha registrado una temperatura máxima 30,4 grados. El calor ha sido asfixiante durante todo el día. Un buen remedio para aliviar esta situación ha sido la de rescatar el bañador del armario y poner rumbo a la playa. Una opción por la que se han decantado muchos donostiarras, que han llenado las playas de La Concha, Zurriola y Ondarreta.

La zona del Náutico también ha sido otro de los puntos donde más gente ha acudido para capear la altas temperaturas, un lugar en el que muchos han aprovechado para darse un chapuzón y refrescarse.

Los extranjeros que se han acercado a Donostia han sido los mayores sorprendidos por el clima veraniego y las altas temperaturas, ya que a muchos de ellos les habían puesto en antecedentes de que en el territorio «llueve mucho».

Para los hosteleros también ha salido el sol, ya que el buen tiempo ha motivado que mucha gente saliera a tomar algo a las terrazas. Pero uno de los establecimientos que más visitantes han recibido han sido las heladerías. Las que se encuentran en el Boulevard han contado con largas colas durante todo el día y rara ha sido la persona que no caminaba con un cucurucho o una tarrina en la mano.

Muchas personas han optado por disfrutar de un chapuzón en el Náutico donostiarra, que hacia el mediodía se ha convertido en el mejor lugar para comer en compañía de amigos o de la familia. La parte vieja es otro de los lugares que ha estado inundada de gente durante todo el día, tanto autóctona como foránea, que disfrutaba de uno de los mayores placeres que pueda haber en época de calor: el helado.