El mejor regalo para Sofía

Posado oficial en las escalinatas de la Zarzuela de la reina Sofía con don Juan Carlos, los Reyes, sus hijas y sus ocho nietos. / :: CASA REAL
Posado oficial en las escalinatas de la Zarzuela de la reina Sofía con don Juan Carlos, los Reyes, sus hijas y sus ocho nietos. / :: CASA REAL

La reina emérita celebró ayer con un almuerzo su 80 cumpleaños. Por primera vez en mucho tiempo, la infanta Cristina posó en una foto oficial con los Reyes y sus padres. A la homenajeada se le notaba feliz de ver a toda la familia unida tras el distanciamiento

Inma Cuesta
INMA CUESTA

La reina Sofía celebró ayer su 80 cumpleaños rodeada de casi toda su familia en un almuerzo en el palacio de la Zarzuela. Además del rey Juan Carlos y sus tres hijos, el rey Felipe y las infantas Elena y Cristina, acompañaron a la reina emérita doña Letizia y sus ocho nietos: la princesa Leonor y su hermana la infanta Sofía; Froilán y Victoria Federica, hijos de Elena; y Juan, Pablo, Miguel e Irene, hijos de la infanta Cristina, que por primera vez en mucho tiempo apareció junto al resto de la familia en una foto oficial. De hecho, Cristina no estuvo en el cumpleaños de su padre o, al menos, no participó de los actos oficiales con los que se celebró su onomástica.

En realidad, este es el primer posado de don Juan Carlos y doña Sofía con sus tres hijos desde el 12 de octubre de 2011, y la primera imagen en la que vemos al rey Felipe y a doña Letizia con la infanta Cristina desde el acto religioso que se celebró en marzo de 2014 en el cementerio real del Palacio de Tatoi (Atenas) en honor del rey Pablo I de Grecia.

Sonriente y feliz

La jornada finalizó con un concierto al que acudió con don Juan Carlos

Doña Sofía, según aseguraron fuentes cercanas a la familia real, estaba feliz de poder sentar a su mesa a todos lo miembros de la familia por primera vez en mucho tiempo, y de que esa fotografía oficial en las escalinatas del palacio, en la que posa orgullosa de los suyos, incluya a su hija Cristina, pese a la ausencia de su marido, Iñaki Urdangarin, que cumple condena en la cárcel de Brieva (Ávila).

Además de los reyes eméritos, sus hijos y todos sus nietos, almorzaron en La Zarzuela algunos de sus mejores amigos. Su hermana Irene, el exrey Constantino de Grecia y su cuñada, Ana María; la reina Noor de Jordania, el cantante Plácido Domingo y su mujer, Marta Ornelas, son solo algunos de los 80 invitados convocados a mediodía por el rey Felipe VI para homenajear a su madre.

¿El menú? Ensalada, pescado con verduras y arroz, y postre: su tarta preferida de bizcocho, nata y fresas, con las correspondientes ochenta velas encendidas. Acabado el almuerzo, segun la web 'Vanitatis', don Juan Carlos le dedicó unas emotivas palabras a su esposa agradeciendo su apoyo incondicional durante todos estos años y su papel como reina y madre y ahora abuela.

Los festejos no terminaron ahí. Por la tarde, doña Sofía acudió acompañada por don Juan Carlos al concierto en su honor en la Escuela Superior de Música que lleva su nombre. Bajo la dirección de Plácido Domingo, la Orquesta Sinfónica Freixenet de dicha escuela interpretó piezas del concierto de Brandemburgo, de Bach, y de la sinfonía núm. 7 de Beethoven. La reina emérita apareció sonriente unos pasos por delante de su esposo, que caminaba ayudado por un bastón por los problemas que le ha dado la prótesis de su rodilla derecha. Para ese acto, doña Sofía cambió el vestido del mediodía por un traje compuesto por falda negra y chaqueta de raso blanca. Los Reyes fueron recibidos por Paloma O'Shea mientras una multitud de ciudadanos les daban la bienvenida entre aplausos. Poco después llegaron sus amigos Irene de Grecia y Pilar y Margarita de Borbón; Farah Diba, viuda de quien fue el último sha de Persia, Margarita de Bulgaria y Noor de Jordania, entre otros muchos allegados.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos