Carlota Casiraghi y Dimitri Rassam cancelan su boda

El hijo de Carole Bouquet y la nieta de Rainiero de Mónaco, en el último Baile de la Rosa. / VALERIE HACHE
El hijo de Carole Bouquet y la nieta de Rainiero de Mónaco, en el último Baile de la Rosa. / VALERIE HACHE

La hija de Carolina de Mónaco y el productor de cine parisino rompen tras casi dos años de relación y un hijo en común que nació en octubre

I. OCHOA DE OLANO

Con sus poco más de dos kilómetros cuadrados de extensión, lo que le convierte en el país más pequeño del mundo después del Vaticano, Mónaco se basta y se sobra para dar de qué hablar... en los foros sobre paraísos fiscales y en la peluquería. Con un fisco laxo, el tamaño es irrelevante. Más aún, si los Grimaldi están al mando. Desde que Hollywood reencarnado en Grace Kelly entró por la puerta del palacio de Rainiero y engendraron tres máquinas de generar escándalos (Carolina, Alberto y Estefanía), el Principado de la Costa Azul ha funcionado como una adictiva telenovela de dos rombos con acento francés, eso sí, y desfile 'haute couture'. Y el final del folletín promete estar aún muy lejos.

La dinastía que más tiempo lleva regiendo en un territorio europeo -nada menos que 712 años- llevaba meses escuchando campanas de boda para este recién estrenado 2019. Pero los badajos han dejado bruscamente de moverse. Al menos, en honor de Carlota Casiraghi. La hija de la princesa Carolina y el malogrado piloto Stéfano Casiraghi ha roto su compromiso con su prometido, Dimitri Rassam. La drástica decisión se produce apenas dos meses después de que la nieta de Grace Kelly diera a luz a su primer hijo en común con el productor de cine parisino.

La historia parece repetirse irónicamente de nuevo para Carlota, quien en 2015 terminó una relación sentimental de tres años con el actor francés de origen marroquí Gad Elmaleh, dieciséis mayor que ella, y padre de su primer hijo, Rafael. Al igual que ahora, la pareja tampoco llegó a pasar por el altar.

Madres amigas

La sobrina de Alberto II de Mónaco, el actual príncipe soberano, y Rassam comenzaron a salir a principios de 2017 y enseguida anunciaron su boda. Pero pronto habría un bebé en camino que retocaría los planes nupciales. Las madres de ambos, Carolina de Mónaco y la actriz Carole Bouquet, buenas amigas, rebosaban felicidad. Tras comunicarse el compromiso de sus hijos, la pareja apareció en el Baile de la Rosa. El enlace parecía inminente. Sin embargo, tras dejarse ver en la gala MET de Nueva York y en la hípica con su madre y su tío Alberto, la novia corría a refugiarse de los focos en París. Estaba embarazada. El 'sí, quiero', tendría que esperar.

A finales del pasado octubre nacía Balthazar en el hospital Princesa Grace de Mónaco. No hubo posado oficial ni presentación pública. Hace solo una semana, se les veía salir a los tres de las Urgencias del hospital infantil Necker de París. Al parecer, se trataba de un examen rutinario del bebé. Fue una de las primeras veces en que se ha podido fotografiar a Carlota tras dar a luz al niño, dado que todavía no ha asistido a ningún acontecimiento público junto a su familia. Y todo apunta a que aún tardará.

 

Fotos

Vídeos