Del txotx a las terrazas

Del txotx a las terrazas

32 establecimientos hosteleros participan en la campaña para promocionar el consumo de sidra en las terrazas

EFE

Un total de 32 establecimientos hosteleros de Gipuzkoa participan desde este martes en la campaña 'Tiempo de terrazas, tiempo de Euskal Sagardoa', por la que promocionarán hasta el próximo 26 de mayo el consumo de sidra embotellada con la denominación de origen que acredita la sidra natural del País Vasco.

La iniciativa ha sido presentada este martes en San Sebastián por responsables de las organizaciones promotoras, la D.O. Euskal Sagardoa, la Asociación de Hostelería de Gipuzkoa, la Fundación Hazi y el departamento de Desarrollo Económico e Infraestructuras del Gobierno Vasco.

Según ha explicado Unai Agirre, coordinador de Euskal Sagardoa, una vez concluida la campaña del 'txotx' en las sidrerías, se busca ahora fomentar un consumo de esta bebida autóctona certificada vinculado a la cultura de pintxos y raciones en las terrazas de bares y restaurantes, al inicio de la época del año en que tienen mayor auge.

Para dar visibilidad a la iniciativa, se han editado carteles, trípticos, cubiteras y pizarras, ente otros elementos, con el fin de que los locales hosteleros participantes puedan difundir entre su clientela la oferta específica que tienen a base de una tapa o ración de su elección con un vaso o botella de sidra distinguida con el capuchón o collarín rojo de la D.O. Euskal Sagardoa.

Se trata de «fusionar el ambiente de las terrazas y los pintxos con la sidra de 'txapela' roja», ha señalado Agirre, quien ha agregado que se ha propuesto además a los hosteleros adheridos a la iniciativa que dispongan de más de una marca de sidra que ofrecer «e, incluso, una carta» de bodegas.

Además de ser servida en los tradicionales vasos de sidra, ha comentado que la D.O. sugiere que sea ofertada también en copas, porque, a su juicio, «gana mucho en aroma e imagen».

El responsable de la de la D.O. Euskal Sagardoa ha indicado que, durante los 20 días que dure la promoción, se podrán degustar sidras de dos añadas, 2017 y 2018, lo que dará a los consumidores la oportunidad de diferenciar las cualidades de una y otra campaña.

En este sentido, ha recordado que, si bien la cosecha de 2017 fue «muy potente en cantidad» -4 millones de litros elaborados y 1,1 millón vendidos-, la última, la de 2018, ha sido «pequeña» -1,5 millones de litros elaborados- pero «de mucho carácter, gran aroma y redondez».

Toda esta sidra, que está en proceso de embotellado y certificación, ha sido elaborada por un total de 50 sidrerías -43 de Gipuzkoa, 5 de Bizkaia y 2 de Álava- con manzana 100 % autóctona de un centenar de variedades distintas autorizadas procedente de unos 250 productores.