ACTUALIDAD

Kéril Gómez: «Es importante mostrar que somos mucho más que un hotel»

Kéril Gómez en la renovada cocina del restaurante, la que ha podido diseñar a su gusto. /UNCITI
Kéril Gómez en la renovada cocina del restaurante, la que ha podido diseñar a su gusto. / UNCITI

El cocinero ilicitano lleva desde 2017 al mando de las propuestas gastonómicas

IZASKUN SALGADO

Situado en un paraje incomparable, con unas vistas tanto a la Bahía donostiarra como a mar abierto envidiables, el Hotel Mercure Monte Igueldo lleva años renovando constantemente su imagen y su oferta, especialmente la que hace referencia a la gastronomía. Su chef ejecutivo, Kéril Gómez Fernández, nos atiende para contarnos las diferentes novedades que presentan sus propuestas de restauración.

– Desde que llegó a las cocinas del Hotel Monte Igueldo, podría decirse que su oferta está en constante evolución...

– Sin duda. Yo llevo aquí desde marzo de 2017 y justo ese mismo año empezó a haber muchos cambios estructurales y conceptuales, en especial en la restauración. Las instalaciones se han reformado prácticamente todas: el restaurante, la piscina, el bar… y la propia cocina principal del hotel, de la que me siento muy orgulloso. Está a la última en maquinaria y operatividad. Tuve la suerte de poder diseñarla directamente y pensar cada rincón de la cocina. Es un espacio de trabajo súper funcional y cómodo. Se han cambiado todos los espacios y a su vez hemos incorporado nuevas propuestas gastronómicas en cada línea de negocio, además de los banquetes, que son muy importantes.

– Haciendo un repaso de las diferentes ofertas gastronómicas de las que disponen, para el que no lo conozca, ¿qué se puede encontrar en El Torreón?

– Es un restaurante que está ubicado en un lugar espectacular, con unas vistas impresionantes a la Bahía y a mar abierto, lo que te da una sensación incomparable, de estar sobre el mar. Es un espacio ambientado en la Belle Époque, pero llevado a términos modernos en lo que respecta a materiales, confort y servicio. En cuanto a la cocina, encontramos la esencia de la gastronomía vasca combinada con toques mediterráneos que complementan muy bien con la sensación marina del entorno.

«Los espacios bien argumentados son los que hacen que la sensación del cliente sea más completa»

– Antes hablaba de nuevas propuestas en restauración. ¿Qué cambios han introducido?

– Es el primer año que marcamos una línea argumental distinta a todo lo que ha habido anteriormente. Lo que hemos hecho es una propuesta que relaciona la cocina vasca con la mediterránea y que responde tanto a lo que busca nuestro tipo de cliente como a nuestra filosofía gastronómica. A mí, como cocinero, me permite expresarme mejor. Soy de Elche, y mi cocina de origen es la cocina mediterránea, pero al haber estudiado en Basque Culinary Center, mi formación es también vasca y esto es lo que refleja esta nueva propuesta. Además, nos diferencia un poco de la oferta general que hay en la ciudad.

– ¿Qué se puede encontrar allí?

– De todo. Los pescados que son tan importantes aquí, las carnes que son de tan buena calidad, las acompañamos con matices más mediterráneos. Luego tenemos un arroz que está saliendo muy bien, que nos ayuda a contextualizar muy bien esa parte más mediterránea, y en los postres se refleja más la cocina vasca, intentamos acudir a los postres que son más reconocibles aquí.

Entiendo que adquiere gran importancia el producto local…

– Así es, procuramos comprar bueno, de la mejor calidad. Tenemos proveedores que nos cuidan y saben que apostamos por productos de calidad.

El Hotel Mercure Monte Igueldo cuenta con unas preciosas vistas a la bahía donostiarra.
El Hotel Mercure Monte Igueldo cuenta con unas preciosas vistas a la bahía donostiarra. / UNCITI

– En cuanto al resto de propuestas, háblenos del Wine Bistro Belle Époque…

– Desde el nombre hasta la oferta gastronómica, pasando por la infraestructura propia del espacio, es un reflejo fiel de la Belle Époque. El contexto de la oferta está inspirado en platos de aquella época, finales del siglo XIX y principios del XX, traídos a una versión más actualizada y moderna. Platos desarrollados en una época dorada, época de bonanza y glamour que aprovechamos para, combinando con productos vascos, ofrecer una carta atractiva y diferente. Es uno de mis sitios preferidos porque tiene mucho contexto. Al final los espacios bien argumentados son los que hacen que la sensación del cliente sea más completa.

– Otra de las ofertas que habéis renovado últimamente es la del Gastro Bar Karrusel...

– Sí, justo este año hemos hecho una obra en Gastro Bar Karrusel. Responde a las necesidades del parque de atracciones. Es por ello que nuestra oferta gastronómica en este espacio es de carácter urbano, comida popular. Responde al estilo de lo que el cliente espera encontrar en un parque de atracciones. Lo que sí hacemos son las elaboraciones caseras. Ofrecemos una hamburguesa donde preparamos nosotros nuestra propia carne, hacemos unas costillas lacadas, unas pizzas… En todo este tipo de comida, siendo más informal y casual, lo que nos diferencia es que la hacemos toda nosotros y es de gran calidad.

«La nueva línea gastronómica de El Torreón relaciona la cocina vasca y mediterránea»

– También han renovado su imagen…

– Al espacio le hemos dado una vuelta y hemos remarcado mucho su identidad de marca. Ha sido nuestra apuesta para este año, porque el espacio era muy bueno, las vistas eran impresionantes, pero quizá quedaba un poco frío. Por lo que le hemos dado más calidez y una identidad de marca muy potente, apostando por un espacio más acogedor.

– Aunque está ubicado en un hotel, entiendo que se trata de una oferta para todos los públicos…

–Sí, lo bueno que tiene el hotel, uno de sus puntos fuertes, es que al tener tantos puntos de venta, tan distintos entre sí, ofrecemos una oferta gastronómica y de servicio muy amplia como para que además del turista, el ciudadano donostiarra y de la zona se anime a venir y disfrutar tanto de nuestro restaurante al borde del mar, como de nuestros servicios de banquetes o nuestras distintas propuestas de restauración. Somos mucho más que un hotel.