Cómo hacer tu propia crema de cacao y avellanas en versión saludable

Cómo hacer tu propia crema de cacao y avellanas en versión saludable

Son una dulce tentación pero las versiones comerciales de estas cremas cuentan con ingredientes poco recomendables

TAMARA IZQUIERDO

Todos conocemos las dos grandes versiones comerciales de estas cremas de cacao pero la mayoría de estos untables cuentan con azúcar, aceites refinados, aditivos y demás ingredientes nada saludables. Si quieres darte un capricho cuidándote por dentro no te pierdas esta versión healthy de la mítica crema de cacao y avellanas.

La crema de cacao y avellanas es la reina de los antojos, pero sabes que no es precisamente un alimento saludable y mucho menos para darse un atracón antológico que es lo que suele pasar con esta delicia tentadora que saca nuestros impulsos más irracionales.

Si no quieres tirar por tierra tu operación bikini pero tampoco quieres privarte de esta deliciosa receta, deberías probar con su versión saludable, sustituyendo los ingredientes perjudiciales para la salud vas a conseguir un sabor muy similar y sin tener que lidiar con la culpa después de darte un homenaje.

Crema de cacao y avellanas healthy

Vamos a dejar de lado los ingredientes ultraprocesados y vamos a hacer una receta saludable y con gran valor nutricional ¿pensabas que la crema de cacao y avellanas iba a ser un alimento prohibido en tu dieta de adelgazamiento? ¡Por supuesto que no!

Ingredientes

300g de avellanas crudas (unas dos tazas)

20g de cacao puro en polvo sin azúcar

1 taza de bebida vegetal (leche de avena, arroz, soja…)

150g de sirope de ágave

Elaboración

Pon a tostar tus avellanas en el horno a 180º durante unos 15 minutos, sácalas y déjalas enfriar. Ponlas en tu robot de cocina o triturador y tritura hasta que estén muy molidas. Añade entonces el resto de los ingredientes hasta conseguir una pasta homogénea. Ya está lista tu crema de cacao y avellanas para degustar. Guárdala en un recipiente hermético en la nevera y estará perfecta de 4 a 5 días aunque te aseguramos que no vas a llegar a comprobarlo, ¡intenta no devorarla en un día!

Otras versiones saludables

La crema de cacao, avellanas y aguacate es una auténtica exquisitez y vas a añadir fibra, vitaminas y minerales. El aguacate es cardiosaluble y el alimento healthy por excelencia, rico en grasas saludables y además favorece la absorción de nutrientes.

Si añades medio aguacate a tu receta de cacao y avellanas caseras te sorprenderá el sabor tan delicioso que consigues, una buenísima forma de añadir grasas saludables a tu dieta. Para conseguir una buena textura juega con la bebida vegetal hasta que logres la consistencia deseada.

Otra versión sana de esta crema untable es la crema de cacao y avellanas con batata, sí, batata, no sabes el dulzor que aporta y lo riquísima que queda esta receta. La batata es rica en fibra, Vitamina C, magnesio, calcio y potasio, ayuda a regular el azúcar en sangre y tiene un bajo índice glucémico por lo que es un alimento perfecto para el control de peso.

Añade una batata pequeña asada (o media grande) a tu crema de cacao y tendrás una elaboración dulce y adictiva. Recuerda añadir más o menos leche vegetal hasta conseguir la textura de crema untable que tanto nos gusta.

Además de extenderla en tus panes favoritos, también puedes utilizarla para cubrir tartas, cupcakes, rellenas bizcochos… o comértela a cucharadas directamente, y lo mejor, ¡sin ningún tipo de remordimiento!