Patatas moradas, un toque original para tus platos

Patatas moradas, un toque original para tus platos

Las patatas moradas tienen un sabor y textura similar a los de las blancas, aunque algo más suave, e incluso algunos destacan que tienen un aroma similar al de las nueces

DV

¿Has visto en algún lugar una tortilla de patata morada? ¿Te han servido en algún establecimiento un puré de patata morado y has pensado que lleva colorante? Si así ha sido, la respuesta es clara: No, no lo lleva.

Ese color morado o violeta se debe al tipo de patata empleado para realizar estas elaboraciones, una patata llamada Vitelotte y que hace que tus platos sean mucho más vistosos y que tiene una textura, unas propiedades y un aroma diferentes a las de las patatas tradicionales, pero que se puede utilizar del mismo modo.

Esta peculiar patata puede tener diferentes tonalidades e intensidades, mientras que hay variedades que se acercan más a tonos azules que tiran al negro, hay otros tipos que sí mantienen ese color morado. Y aunque hasta la fecha no han sido excesivamente conocidas por nuestras tierras, cada vez son más fáciles de encontrar en nuestros supermercados.

Pueden tener tamaños y formas diferentes, aunque lo más común es que sean alargadas. Las personas que la han degustado destacan que su aroma es similar al de las nueces, y que tanto su sabor como su textura es muy similar al de las patatas que utilizamos en nuestras casas habitualmente, aunque más suave. Resulta interesante utilizar estas patatas ya que saldremos de lo típico y dotaremos a nuestros platos de un toque divertido, y porque además cuentan con una mayor cantidad de propiedades y beneficios.

Muchos beneficios

Se trata de un alimento muy rico en antioxidantes, por lo que resulta especialmente bueno para combatir diferentes enfermedades cardiovasculares, así como contra el colesterol alto. Además, hay estudios que indican que ayudan también a reducir la hipertensión. Por otro lado, tienen un alto contenido en vitamina C, y la piel es muy rica en potasio y diferentes nutrientes, por lo que una opción muy a tener en cuenta sería la de cocinarlas sin pelar.

Además de todo ello, se trata de un alimento muy beneficioso para los deportistas porque tiene un equilibrado contenido de carbohidratos de lenta absorción, y, además, aporta también una gran cantidad de fibra, por lo que podría ser un gran sustitutivo de la tan utilizada pasta.

La forma de empleo de esta variedad de patata es muy variada, ya que al igual que ocurre con las blancas se pueden tanto freír, como asar, cocer o hervir…