LA DESPENSA

Comida callejera preparada: las claves del Street Food

Los puestos callejeros de currywurst son muy habituales en Alemania. /
Los puestos callejeros de currywurst son muy habituales en Alemania.

La 'comida de la calle' se caracteriza por ser preparada al momento y de forma artesanal

Una de las tendencias gastronómicas que ha cogido más fuerza a lo largo de los últimos tiempos es el concepto Street Food. La comida preparada y servida en la calle habitualmente se ofrece desde camionetas o caravanas, por lo que muchas veces se denomina también Food Truck ('comida de furgoneta' en inglés). Los adeptos a este estilo gastronómico consideran que se deben emplear ingredientes frescos y de calidad con productos de proximidad o provenientes de obradores. Y con ellos, crear recetas originales, sencillas y creativas, al momento y frente al público.

Este método es un alarde de buena cocina. El denominador común es la sencillez y la rapidez en el servicio, así como que la comida se pueda llevar e incluso comer caminando. El coste no suele ser muy elevado, algo lógico por la ausencia de servicio en sala. Además, se suele asociar con la comida rápida, lo cual no se corresponde con la realidad. Y es que sus platos son muy elaborados, pero ya han pasado un proceso previo de preparación. Suelen ser productos de primera calidad e incluso algunos de sus platos son considerados gourmet.

Las raciones más habituales son las ensaladas, la pizza, las fajitas, el kebab o las hamburguesas

Ciertos países cuentan con un plato o una receta característica de su gastronomía Street Food. En el caso de España, Francia, Portugal o Bélgica, los populares churros o frutas de sartén. Son una masa a base de harina de trigo cocinada en aceite, y su elaboración y venta se realiza en locales y puestos callejeros especializados. Su forma puede ser recta, en forma de bastón, en lazos o espirales, y mojados en chocolate son un desayuno o una merienda exquisita.

Street Food en otros lugares del mundo

En Alemania es muy frecuente en los puestos callejeros el 'currywurst', una salchicha alemana cocida o asada a la parrilla. En la mayoría de las ocasiones se sirve cortada en rebanadas y va acompañada de salsa kétchup o de tomate y curry en polvo.

Otro clásico en la elaboración callejera es el famoso 'hot dog' o perrito caliente norteamericano, que se genera con la combinación de una salchicha de Frankfurt o vienesa hervida o frita, servida en un pan con forma alargada que suele acompañarse con algún aderezo como salsa de tomate y mostaza.

El baos chino, el faláfel israelí, las arepas colombianas y venezolanas, el pad thai tailandés, el espetinho de Río de Janeiro o el waffle de Huevo de Hong Kong engloban un sinfín de platos característicos de diversos países, que tienen su propia cultura de Street Food.