LA DESPENSA

5 recetas de brocheta fáciles y originales

Las brochetas de carne son muy habituales en las barbacoas. /
Las brochetas de carne son muy habituales en las barbacoas.

Las brochetas resultan muy versátiles, apetecibles y cómodas para la época de verano

Tan fácil y rápido como atravesar pedazos de comida y amontonarlos con la misma varilla. En eso consiste la preparación de las diversas variedades de brochetas, que incluyen tantos ingredientes como se nos ocurran: carnes, verduras, setas, marisco, quesos, embutidos…

A esa facilidad en la elaboración hay que sumarle que las brochetas son elegantes al servir, y nos permiten combinar y aprovechar todo tipo de ingredientes. La versatilidad del resultado de estas recetas es algo muy a tener en cuenta en verano, ya que se pueden preparar para excursiones, para ir a la playa o simplemente para comer al aire libre. A continuación, añadimos algunas propuestas de diferentes ingredientes y sabores para todos los gustos.

1. Brochetas de ternera

Las más clásicas, que suelen ser las favoritas del consumidor. Esta variedad incluye una infinidad de presentaciones y recetas, la mayoría acompañadas de vegetales (berenjena, pimientos verde y rojo, tomates cherry, cebolla…) y salsas o adobos. Son muy populares en algunos lugares del planeta las brochetas de ternera, cebolla blanca, cebolla morada, pimiento morrón verde, rojo y panceta.

2. Brochetas griegas

Para preparar este se utiliza tomate, queso feta, cebolla y hojas de orégano; y se rocía posteriormente en vinagreta, que contiene limón, vinagre de vino, orégano fresco picado, aceite de oliva virgen extra, sal y pimienta negra molida. Además, algunas recetas de este grupo incluyen también aceitunas.

3. Brochetas de marisco

Sobre todo destacan las que incluyen gambas o langostinos. Precisamente, estas últimas se pueden preparar al horno, a la parrilla o en una sartén. Suelen contener langostinos pelados, ajo, jugo de limón, aceite de oliva, sal y pimienta. Incluso ciertas recetas se efectúan con pan rallado sazonado con todo tipo de hierbas aromáticas.

4. Brochetas de champiñones

Es muy frecuente encontrarnos con pisos de champiñones en numerosas brochetas. Y es que su facilidad a la hora de cocinarlos, su perfecta adaptabilidad a este formato y su delicioso sabor los convierten en un inmejorable ingrediente. Suelen rociarse, sobre todo, con vinagre, aceite de oliva, pimienta y diversas hierbas aromáticas (albahaca, orégano, perejil…). En otros casos, se convierten en complementos, como por ejemplo en las brochetas de pollo, panceta y hongos.

5. Brochetas de fruta

Como no podía ser de otra forma, también existen recetas de brochetas para el postre. Con fresa, plátano, kiwi, naranja o cualquier tipo de fruta presente en una macedonia se puede preparar un 'pinchillo' que habitualmente se rocía con chocolate o yogur de vainilla.