Los vascos destinan 9,3 años de salario bruto para comprar una vivienda

Los vascos destinan 9,3 años de salario bruto para comprar una vivienda

Supone prácticamente tres años más que la media estatal

Pilar Aranguren
PILAR ARANGUREN

Comprar una vivienda nunca ha sido fácil, menos durante la crisis, pero tampoco ahora. De hecho se ha convertido prácticamente en un objeto inalcanzable para muchos, que ven en el alquiler la única salida, aunque tampoco está al alcance de todos los bolsillos. Si no, que se lo pregunten a los jóvenes, con sueldos en muchos casos que apenas sobrepasan los mil euros.

Pero aquellos privilegiados que pueden acudir al banco a solicitar un crédito porque les salen las cuentas deben saber que de media en Euskadi van a necesitar destinar el salario bruto de 9,3 años, es decir, en la práctica más de todo lo que ganan en diez años porque el sueldo neto, que es que se llevan a casa, es bastante inferior, ya que hay que descontar las cotizaciones sociales y el IRPF.

Pero un reciente estudio realizado por Infojobs y Fotocasa toma como referencia el salario bruto, que es que se tiene en cuenta en la mayoría de las estadísticas, para conocer el esfuerzo que tienen que realizar quienes pretenden adquirir o alquilar una vivienda en España. Pues bien, la media del conjunto del Estado si se opta por la compra es de 6,4 años, es decir, casi tres menos que en Euskadi.

El informe tiene en cuenta el precio del metro cuadrado de las viviendas en cada región y el sueldo medio bruto de sus habitantes. Euskadi es la segunda comunidad con el precio por metro cuadrado más caro, con 2.798 euros, por detrás de Madrid (2.883). Los madrileños son también los que perciben un salario más alto (24.713 euros) frente a los 23.969 de los vascos. El resultado es que ambas comunidades lideran el ranking de quienes deben destinar más años de sueldo para poder hacerse con una vivienda, 9,3 años. Le sigue Baleares, con nueve años, y ya por debajo de ese dígito Cataluña, con 8,6 años.

A partir de ahí se abre una brecha, ya que los siguientes son los cántabros con 6,7 años, Islas Canarias (6,2), Galicia (6) y un puñado de autonomías con algo más de cinco años, como son Andalucía y Aragón (5,7), Navarra (5,5) Asturias y Castilla y León (5,3) y La Rioja (5,1). En el lado opuesto se sitúa Extremadura, donde sus habitantes tan solo tienen que destinar el salario bruto de cuatro años.

Se ha reducido en dos años

Pero pese al gran esfuerzo que tienen que realizar los vascos para adquirir una vivienda, al menos tienen un pequeño consuelo, y es que en los dos últimos años se ha reducido ligeramente al pasar de 9,5 años en 2016 a los 9,3 años en 2018. Una evolución que en el conjunto del Estado es a la inversa al pasar de 5,7 años en 2016 a 6,4 en 2018.

Esto se debe a que los precios se han encarecido en mayor medida que la subida registrada por los salarios, cosa que no ocurre en Euskadi. En este sentido resulta muy llamativa la tendencia registrada en Madrid, donde se ha pasado de requerir 7,2 años a los 9,3 antes mencionados. Algo similar ocurre en Baleares y en menor medida en Cataluña.

Si la opción es el alquiler, los vascos destinan el 40,9% de su sueldo a abonarlo, siete puntos más que la media estatal (33,9%). Y es que en Euskadi una vivienda de 80 metros cuadrados se alquila por 817,2 euros frente a los 663,8 de la media estatal.

Si se compara con dos años antes, el esfuerzo ha disminuido casi en cuatro puntos, mientras que en el conjunto de España se ha incrementado en prácticamente en esa medida. Casos aparte son los de Madrid y Cataluña. En la primera comunidad sus habitantes tienen que destinar el 51% de su salario bruto para alquilar un piso, tras incrementarse dicho esfuerzo en diez puntos, mientras que a los catalanes les supone el 49,2%, aunque en este caso el aumento en el último bienio ha sido más moderado, de casi tres puntos.