Gobierno y sindicatos, por el trabajo decente

Trabajadores de la construcción en una obra en Murcia. /Mitxel Atrio
Trabajadores de la construcción en una obra en Murcia. / Mitxel Atrio

El Consejo de Ministros aprobará este viernes un plan contra el fraude que aumentará las inspecciones y las sanciones a los infractores

Lucía Palacios
LUCÍA PALACIOSMadrid

El Gobierno no quiso este jueves caer en la «autocomplacencia» tras los buenos datos que arroja la EPA del segundo trimestre porque «aún queda mucho camino por recorrer». Así lo aseguró la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, después de haber mantenido otra nueva reunión con los agentes sociales. «La buena noticia es que se sigue creando empleo, pero hay que continuar perseverando en que ese empleo sea de más calidad», insistió, precisando la necesidad de rebajar la tasa de temporalidad y los contratos a tiempo parcial.

Por eso anunció que este mismo viernes el Consejo de Ministros aprobará el que finalmente se va a llamar Plan Director por un Trabajo Decente -la denominación recogida en el borrador era Plan Director contra la Explotación Laboral, pero la patronal protestó-, que pretende convertirse en un pilar en la lucha contra el empleo irregular y fraude a la Seguridad Social. Para ello incrementará las inspecciones en empresas en busca de contratos o actividades irregulares y aumentará las sanciones a los infractores.

La ministra denunció que aquellas empresas que cumplen tiene derecho a exigir que las que no lo hacen, cumplan. «El Gobierno tiene que estar especialmente vigilante, porque los recursos son los que son pero las necesidades son muchas», recalcó.

Y para ello la ministra accedió también a la petición de los interlocutores sociales de crear una mesa específica dedicada a combatir la economía sumergida, que -tal y como precisó Valerio- abordará -en colaboración con el Ministerio de Hacienda y el de Economía- el fraude fiscal, el fraude a la Seguridad Social y a las cotizaciones.

Ésta será una de las cinco mesas de trabajo que se constituyeron este jueves. Una primera que se centrará en el empleo y relaciones laborales, que contará con varios grupos de trabajo para avanzar en temas como prevención de riesgos, calidad del empleo, políticas activas y sistemas de protección por desempleo. La segunda abordará la formación y cualificación profesional. Habrá una tercera dedicada a las cotizaciones, pensiones, el Pacto de Toledo y la acción protectora del sistema, además de otra que luchará por la igualdad.

Por último, se va a crear un grupo que se pondrá a trabajar en un nuevo Estatuto de los Trabajadores para reformar los aspectos que «consideramos más negativos de la reforma laboral», explicó la ministra, que cree que existe «bastante consenso social y político en aspectos que podemos reformar y debemos hacerlo».

«Se reanuda el Diálogo Social y nos ponemos manos a la obra, no vamos a esperar ni un minuto para ponernos a trabajar por el bien de una ciudadanía que está esperando respuesta a muchos de los problemas que tiene en el día a día», prometió Valerio.

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos