«Es un paso positivo pero insuficiente»

De izquierda a derecha, Juan María González, Cati Díaz, Mari Carmen Martín, Juan Bautista Lanceta y Marimi Ugalde, pensionistas reunidos ayer en Tolosa. / IÑIGO ROYO
De izquierda a derecha, Juan María González, Cati Díaz, Mari Carmen Martín, Juan Bautista Lanceta y Marimi Ugalde, pensionistas reunidos ayer en Tolosa. / IÑIGO ROYO

Jubilados guipuzcoanos valoran el acuerdo del Pacto de Toledo sobre el IPC pero aseguran que quedan muchas cuestiones pendientes

ELENE ARANDIA TOLOSA.

«Por supuesto que es positivo que haya habido acuerdo, pero me parece insuficiente. La revalorización de las pensiones según el IPC es una de las reivindicaciones que llevamos tiempo haciendo, pero hay otras cuestiones como las mínimas de 1.080 euros, la subida de las de viudedad o la necesidad de blindar las pensiones que se deberían de tratar de forma inmediata». Juan María González, pensionista de Ibarra y vicepresidente del club de jubilados Bizi Nahi de esa localidad de Tolosaldea se encargaba de resumir ayer el sentir de buen número de mayores ante lo acordado la víspera en el seno del Pacto de Toledo.

Junto a Juan Bautista Lanceta, con quien González comparte responsabilidades en el hogar de Ibarra, participaba ayer en Tolosa en la presentación de la gira que Agijupens ha organizado en la comarca.

Especialemente sensibles se mostraban con la reivindicación aún pendiente de solucionar de las viudas: «Las pensiones de viudedad claramente penalizan a las mujeres, que reciben únicamente la mitad de la prestación de la persona fallecida», denunciaba González.

Lanceta corroboraba las declaraciones de su compañero. «Con el acuerdo se ha conseguido algo, pero es solo un comienzo y hay que seguir luchando. Incido en las pensiones mínimas para todos los jubilados y en que las mujeres deberían tener los mismos derechos que los hombres en cuanto a la pensión de viudedad. No tiene sentido y no es justo que las mujeres se queden en la miseria».

Junto a estos dos veteranos, Marimi Ugalde, ex-alcaldesa de Irura, y hoy miembro de la asociación de jubilados Eguzki Txoko de su localidad y de la junta provincial, abundaba en que «es bueno que se haya conseguido sostener al IPC real para equilibrar nuestras prestaciones, y por esa parte está bien, pero, por otro lado, habrá que prestar atención a la letra pequeña, algo que no parece tan fácil». Y reinvindicaba que el movimiento de los pensionistas «ha servido para algo. La gente a mi alrededor está muy mentalizada. En los próximos días veremos cuál es la opinión de la mayoría», añadía Ugalde.

Compartiendo la improvisada charla con DV tras haber asistido a la presentación en la tolosarra plaza del Triángulo, Cati Díaz y Mª Carmen Martín, de la asociación Beti Gazteak de Amaroz, reinvidicaban la «necesidad inmediata» de blindar las pensiones en la Constitución para conseguir estabilidad en esta cuestión.

En cualquier caso, el acuerdo alcanzado por los grupo políticos en el Pacto de Toledo deberá aún ser debatido por el Congreso y posteriormente desarrollado a través de una ley. En este sentido, los pensionistas vizcaínos tendrán el lunes la oportunidad de conocer de primera mano las intenciones del nuevo Ejecutivo. Y es que se reunirán con la ministra de Trabajo y Seguridad Social, Magdalena Valerio, en Bilbao. Valerio ha hecho un hueco en su agenda a los mayores en el marco de su visita a la ciudad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos