Francisca Serrano: «Le diré a mi hijo que estudie lo que quiera; que a ganar dinero ya le enseñaré yo»

Francisca Serrano muestra en su portátil algunos gráficos bursátiles que ella afirma dominar./RAMÓN L. PÉREZ
Francisca Serrano muestra en su portátil algunos gráficos bursátiles que ella afirma dominar. / RAMÓN L. PÉREZ

J. D. A.SAN SEBASTIÁN.

Francisca Serrano ofrece las claves para operar en los mercados bursátiles, detalladas en su último libro 'Escuela de 'trading'. Dotada de una enorme confianza en sí misma, y reconociéndose como «especuladora», esta 'exfuncionaria' que un día cambió de vida asegura que se puede lograr un sueldo mensual como 'trader' aprendiendo su método y siendo constante. Su charla llega hoy al Aquarium de la mano del Aula de Cultura DV y la Obra Social de La Caixa.

-¿Quién es Francisca Serrano?

-Antes era funcionaria y abogado, y, por un giro completo en mi vida, me dedico a la Bolsa. Soy operador. No soy economista. Para dedicarse a esto no hace falta serlo ni tener un máster en finanzas. Yo me formé en España, Latinoamérica y Estados Unidos con algunos de los mejores operadores del mundo.

-¿Y sus libros? Tiene ya varios...

-Cuando me descubrió una editorial, me pidió por favor que hiciera uno, y cuando hubo una avalancha de gente que quería aprender lo que yo sabía, pues creé una humilde escuela online. Está en 'www.tradingybolsaparatorpes.com'. Hoy enseñamos a gente de todo el mundo a operar sin miedo en un mercado para tener un plan. Somos jornaleros bursátiles; ganamos dinero de modo diferente al aprendido en la escuela. Intento tener poco tiempo de operativa y mucho tiempo libre.

-Habrá que estudiar mucho...

-Yo estudié más en la carrera y en las oposiciones. Comparativamente, creo que he estudiado muy poco para estar donde estoy ahora.

-Y estar al tanto de la actualidad...

-No. Yo soy operador bursátil intradía y me da igual lo que digan Donald Trump o los chinos. Me puede preocupar si esa noticia sale cuando tengo la operativa abierta. Pero para eso tengo mis 'stops', puestos con el límite de pérdida que estoy dispuesta a admitir. Puedo estar dispuesta a perder dos y a ganar cinco.

-¿Cuánto lleva ganado este año?

-No te lo voy a decir. Bueno, sí. Es que es vergonzoso. Subimos a notario en mayo una cuenta que abrimos en febrero o marzo, y pasamos de 9.000 a 33.000 euros, dígame usted cuál es el porcentaje...

-¿Operando cómo o dónde?

-Operamos euro-dolar, Mini S&P500, petróleo... En Europa, el DAX, que es el índice alemán.

-¿Nada en España?

-No. El Ibex35 es un índice donde pesan bastante algunas compañías, como Telefónica o Inditex. Eso no es bueno.

-¿Y el Mercado Continuo?

-No me gusta porque hay muchos 'gaps', muchos huecos. No es tan previsible y la estadística no funciona tan bien como en los americanos.

-En su último libro (Escuela de 'trading') se le presenta así: «Su actividad profesional se desarrolló en el mercado inmobiliario, donde desarrolló su carácter especulativo». Es la primera vez que veo una tarjeta de presentación así...

-No puedo negar que si entro en el mercado es para ganarme un sueldo. Es verdad que asumo un riesgo, somos especuladores. No lo veo como algo negativo. Si fuera un fondo de inversión que trata de arruinar un país por su deuda, ahí si que estaría fastidiendo a mucha gente para ganar yo. Pero cuando uno especula no para fastidiar a nadie, eso lo entendemos todos. Que tire la primera piedra quien quiera vender una casa por debajo de mercado.

«El primero que pensó que esto era una falacia era mi marido. Hoy es mejor 'trader' que yo»

«Para dedicarse a esto no hace falta ser economista ni tener un máster en finanzas»

-¿Cual es su profesión principal, el 'trade' o la escuela de Bolsa?

-Mi profesión principal es ser 'trader'. La escuela está porque hay personas que quieren aprender.

-El libro explica que se dedicarán los beneficios de su venta a la Fundación Agua y Cáncer. ¿Por qué?

-Yo tuve un cáncer con 28 años y estoy muy tocada por el tema. Cuando saqué el primer libro, un cuentífico que se llama José Luis García Pérez vino a verme y me explicó que su gente del laboratorio, muy formada, hacían de taxistas o de camareros pues no podía pagarles más. Me dio pena y decidí que el dinero de mis libros y parte del de la escuela sería para él. Lo hice primero a través de la Junta de Andalucía y ahora con esa fundación, que es mía y que también ayuda en África.

-¿No es mucha responsabilidad enseñar algo tan complejo como son los mercados y que luego la gente ponga ahí su dinero?

-Si uno quiere hacer dinero en la vida, solo trabajando para otro no es posible. Se puede invertir en inmobiliaria, en oro, en otras empresas, en Bolsa... Yo sé invertir en todo; y de todo, lo que mejor me ha salido es la Bolsa. Si no sabes, es arriesgadísimo, ni te acerques. Si te enseñan y te muestran cómo manejar el riesgo de modo coherente, deja de ser difícil para convertirse en un modo de vida bien agradecido. Si sabes tomar las decisiones y retirarte del mercado en tiempo y forma.

-¿Cuánto tiempo le cuesta a un adulto con una formación media el poder enfrentarse al mercado?

-Entre las personas que yo tengo hay quienes no tienen carrera o no terminaron los estudios. Y también másters en Economía. Es una profesión muy democrática. No se requieren unos estudios previos. ¿Cuanto tiempo? Lo normal es un año y medio.

-¿Hay que estudiar mucho?

-Hay que estudiar análisis técnico, que es la lectura de los gráficos; gestión del riesgo o 'money management', gestión monetaria, fiscalidad, 'psicotrading' -que es la gestión de las emociones frente a la pantalla- y eso es el grueso. Y, por supuesto, el método. Yo tengo varios, en función del índice en el que me voy a meter.

La cita

Lugar y hora.
Hoy en el Aquarium de San Sebastián a las 19:30h.
Entrada libre
Hasta completar el aforo.
Organiza
Aula DV en colaboración con La Caixa.

-Parece difícil...

-No. Es muy divertido. Piense que no soy economista y no puedo rebatirle a uno sobre inflación. Pero sí sé muy bien dónde hay que entrar en un gráfico del Standard & Poors o del DAX, también entiendo muy bien cómo operar el petróleo. Lo único que tienen que hacer es aprender la teoría y la práctica. Las dos cosas.

-¿Tiene amigos o familiares 'traders'? ¿Ha generado escuela en casa?

-El primero que pensaba que esto era una falacia era mi marido, y hoy es mejor 'trader' que yo, si eso es ganar más dinero. Y además es profesor en la escuela. Su hija trabajaba en un hotel por 1.000 euros y hoy también es 'trader'. Y varios amigos y primos segundos. Y tengo un hijo de 13 años que el año que viene va a empezar a aprender. Quiero que sea 'trader'. No quiero que le ocurra como a mí, que estudie una carrera porque era conveniente. Le diré que estudie lo que él quiera, que a ganar dinero ya le enseñaré yo.

-¿Hace falta saber inglés?

-No. Para nada. Todos los 'brokers' americanos tienen latinoamericanos. Los gráficos, a día de hoy, no hablan ningún idioma.

-No, pero quizás sea conveniente, para operar en Estados Unidos, leer algunos informes de banca de inverisón o el Financial Times...

-Está equivocado. Eso es análisis fundamental, y eso no me interesa. Para mi 'trading' no me afecta. Si compro acciones, sí. Yo tengo un método y cuando lo veo, disparo con mis 'stops' puestos. Yo lo que les digo a quienes se acercan a mí es que no pretendan hacerse ricos, sino ganar 50 dólares al día, que es un sueldo a final de mes. Hay que ser muy disciplinado y saber retirarse. Si se te da bien, te planteas pasar a un nivel superior.

-¿Es complicado competir con las máquinas, que analizan millones de datos en segundos?

-Las máquinas son tontas. Me preocupará más cuando apliquen inteligencia artificial y hablen entre ellas. Entonces puede que las prohíban.

-¿Y qué le sugiere el aniversario que todo el mercado tiene en mente? El del próximo sábado...

-Pues es que acabo de volver de vacaciones y...

-Los diez años de la quiebra de Lehman Brothers.

-¡Ah, bueno! Qué triste ese aniversario. Anda que no afectó a tanta gente y tanta gente. No creo que influya en el mercado.

-¿Aquello le hubiera pillado a usted con productos tóxicos?

-Si hubiera estado abierto, me habrían saltado mis 'stops'. La ventaja que tenemos los 'traders' es que podemos comprar y vender. Las personas como yo somos de lo más buscado en el mundo de la Bolsa. Los fondos de inversión nos buscan a como dé lugar. Pero cuando uno gana dinero solo, dificilmente va a trabajar para otro.

-¿Llaman a su puerta?

-Sí. Un día sí y otro también. De hecho, en noviembre voy a Chicago a sentarme en las mesas de los mayores fondos de inversión para ver qué estan utilizando. Los 'traders' como yo somos los más demandados.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos