La Hacienda foral ofrecerá en 2020 un servicio de IVA mecanizado para pequeñas compañías

Contribuyentes guipuzcoanos, en las oficinas de la Hacienda Foral en una anterior campaña de la renta. /USOZ
Contribuyentes guipuzcoanos, en las oficinas de la Hacienda Foral en una anterior campaña de la renta. / USOZ

El objetivo de este plan pionero es agilizar las devoluciones a las firmas que facturan menos de 250.000 euros

Alexis Algaba
ALEXIS ALGABA SAN SEBASTIÁN.

La Diputación Foral de Gipuzkoa ofrecerá a partir de 2020 un servicio de IVA mecanizado para las compañías más pequeñas del territorio, las que facturan menos de 250.000 euros. Así lo avanzó ayer el portavoz foral Imanol Lasa, que adelantó además que ya el próximo curso se lanzará un prueba piloto del mismo para analizar la complejidad de su ejecución y que estas firmas de menor tamaño -que componen una parte esencial del tejido productivo- comiencen a familiarizarse con el servicio y a comprobar cómo se agilizan los plazos.

«El contribuyente tendrá que presentar su declaración y, si le ha salido a devolver, podrá acudir a las oficinas de Hacienda a llevar a cabo el proceso», explicó Lasa, que subrayó que ese cambio agilizará «significativamente» los trámites.

Ahora, explican fuentes del fisco foral, esas firmas deben esperar a que una vez declarado su IVA, el personal de Hacienda trate su caso y dé la orden para tramitar su devolución, un proceso que suele demorarse en el tiempo. En la prueba piloto del próximo año, en cuanto a los afectados se les informe de que el fisco debe realizarle esa devolución, podrán acudir a la oficina para dar su 'OK' y recibir en cuestión de días eel abono.

Durante el próximo ejercicio la Diputación de Gipuzkoa medirá las necesidades de recursos que se necesitan para poner en marcha este sistema y también la acogida de las compañías. Y ya en 2020, la idea es la de que esos contribuyentes vayan a la oficina y el personal del fisco les ayude a cumplimentar la propia declaración y se de la orden para que se ejecute la devolución correspondiente. «El programa va destinado a un colectivo de firmas que no dispone de recursos para acudir a una asesoría, o presenta declaraciones sencillas o mueve cifras de negocios pequeñas: el primer sector, pequeños comerciantes u hosteleros, entre otros», señala el departamento de Hacienda y Finanzas.

Para impulsar este proyecto el próximo año, la Diputación contratará a 10 personas por un espacio de seis meses. Esta decena de empleados formarán parte de la bolsa de trabajo de personal técnico que el ente foral abrió ayer para incorporar a 86 personas de cara a la Campaña de la Renta 2017 que se arrancará en abril del próximo año.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos