Michelin anuncia el cierre de una planta en Francia que se suma a otra de Alemania

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCOCLERMONT-FERRAND.

El grupo francés Michelin anunció ayer el cierre de su planta en La Roche-sur-Yon, en Francia, con 619 empleados, por las dificultades en el mercado y la competencia asiática. Se trata del segundo cierre comunicado por el grupo de neumáticos en dos semanas, tras el de una planta en Alemania, que emplea a 858 trabajadores.

La dirección propondrá un plan para «acompañar» a los empleados de La Roche-sur-Yon con medidas de jubilación anticipada y de movilizad interna y externa, indicó el grupo en un comunicado. «Michelin dará a cada empleado la oportunidad de permanecer en la empresa en Francia», prometió el segundo fabricante de neumáticos del mundo.

El cierre de la factoría de La Roche-sur-Yon (centro-oeste), previsto antes de finales de 2020, afectará además a 74 personas que trabajan en una planta en la vecina localidad de Cholet. «Durante años hemos intentado mantener la planta, pero es imposible, las condiciones del mercado ya no lo permiten», declaró el presidente de Michelin, Florent Menegaux, en una entrevista con el diario Ouest-France. Esto se debe a las «dificultades en el mercado de los neumáticos de gama alta para camiones, tanto en Europa como en el extranjero», con un mercado europeo estancado y una «mayor competencia».

La compañía indicó que provisionará 120 millones para financiar dicha operación, que se reflejará en los resultados de este año. A finales de 2018, el grupo contaba con 110.000 empleados, de los cuales más de 20.000 se encontraban en Francia, donde cuenta con unos 15 centros industriales.