PELOTA

El campeonato termina con el partido inaugural

Juanenea-Endika y Uterga-Azpiroz, cuatro navarros, buscan el título de parejas de remonte esta tarde en Galarreta

J. L. SAN SEBASTIÁN.

Paradojas. El Campeonato de Parejas-Orona de remonte concluye hoy con el mismo partido que inauguró esta edición el pasado 8 de noviembre. Mes y medio después, Juanenea-Endika y Uterga-Azpiroz saltarán a la cancha de Galarreta no en busca de puntos, sino de las txapelas. En aquella ocasión, Uterga y Azpiroz se impusieron por un ajustado 40-38 después de que los rivales mandaran en muchas fases. El festival se pondrá en marcha a las cuatro de la tarde con un telonero al que seguirá la gran cita del día en el frontón hernaniarra (ETB1, 17.00).

Las dos parejas finalistas combinan a un pelotari contrastado, Uterga (Doneztebe, 34 años) y Endika (Saldias, 28), con jóvenes valores, Azpiroz (Larraun, 24) y Juanenea (Saldias, 26). Para estos dos últimos se trata de la primera ocasión en la que luchan por un título de la máxima categoría. Sus compañeros, por contra, poseen un amplio bagaje.

ÚLTIMAS EDICIONES

Año Campeones
2017 Uterga-Etxeberria III
2016 Uterga-Endika
2015 Ezkurra-Endika
2014 Ezkurra-Ion
2013 Uterga-Ion
2012 Urriza-Barrenetxea IV
2011 Zeberio II-Ion
2010 Urriza-Etxeberria III
2009 Zeberio II-Badiola
2008 Urriza-San Miguel
2007 Urriza-Lizaso

Así, Xanti Uterga viene de ganar las dos ediciones anteriores y afronta su cuarta final en sus seis últimas participaciones. También Endika se ha habituado a estos compromisos ya que ha sido finalista en cinco de los seis últimos años, los cuatro más recientes de forma consecutiva. Posee ya dos txapelas, las de 2015 y 2016, esta con el propio Uterga.

«También quiero ganar la cuarta y que no se rompa la racha», expresa un Uterga que atraviesa posiblemente el mejor momento de su ya dilatada carrera como remontista. Gané mi primera txapela con Ion en 2013 y, aunque me costó llegar, después he tenido la suerte de estar muchas veces en la final. Habrá que estar bien. Quien baje algo su nivel lo tendrá difícil para vencer».

Confía en Azpiroz, su zaguero: «En la segunda semifinal demostró todo lo bueno que lleva dentro. No posee un gran golpe, pero es muy seguro y saca bien».

Endika tiene clara su estrategia: «Escogimos pelotas vivas para intentar que Uterga no entre en juego o lo haga lo menos posible. Las finales siempre son complicadas. Los nervios se dejan notar. Trataré de aportar mi experiencia y de ayudar a Juanenea en lo que sea».

 

Fotos

Vídeos