El primer 'major' de Otaegui tendrá que esperar

El primer 'major' de Otaegui tendrá que esperar

Adrián Otaegui acaba decimosegundo en Francia y no logra la invitación para el Open Británico, aunque tendrá más opciones

Borja Olazabal
BORJA OLAZABAL

Un par de golpes arriba. Un par de golpes bajo. Así funciona el golf y eso es precisamente lo que ha dejado a Adrián Otaegui sin billete para poder disputar el Open Británico, uno de los cuatro grandes del circuito mundial. El donostiarra lo ha estado peleando en el Open de Francia del Tour Europeo, pero no ha logrado una de las tres invitaciones que estaban en juego. Y eso que hasta ayer, cuando tuvo lugar la última jornada, tenía en la mano el billete.

A falta de los últimos dieciocho hoyos, Otaegui estaba con -3 y en decimosegunda posición. Tenía por delante a dos de los jugadores que luchaban por esas invitaciones. Se trataba del sueco Marcus Kinhult, que era el líder con -10, y del norteamericano Suri, con -2. Pero en esta disputa se metió ayer Knox Russel. El escocés estaba en el par del campo, es decir, había entregado tres golpes más que el golfista guipuzcoano, pero en la última vuelta consiguió pasar a Otaegui y dejarle sin el gran premio que supone poder estar dentro de dos semanas en Carnoustie.

Y es que el donostiarra, que venía jugando a un nivel más que notable, ayer no tuvo su día. En el hoyo dos hizo un doble bogeyy entregó su tarjeta con el par del campo tras compensar el error inicial en los hoyos siete y nueve con dos birdies. El resto de hoyos los embocó al par y cerró el Open de Francia con un -3 y decimosegundo.

La discreta tarjeta entregada ayer le ha dejado, de momento, sin Open Británico. El pase en territorio galo para el torneo escocés lo consiguieron dos golfistas que el sábado ya tenía el billete en la mano, Kinhult y Suri, además de Knox, que tras firmar ayer un gran -6, adelantó a Otaegui. El de Donostia cerró el torneo con 281 golpes, a solo dos de Kinhult. Ese par de golpes que le deja, de momento, sin grande.

Pero la de Francia no será su última oportunidad. Quedan dos semanas para el Open Británico y Otaegui tendrá dos opciones más para conseguir una invitación y disputar su primer 'major'.

Irlanda y Escocia

No lo ha logrado en Alemania ni en Francia, pero podrá seguir intentándolo en Irlanda y en Escocia, donde tendrán lugar los dos próximos campeonatos en los que se ponen pases para el Open Británico en juego. Si Otaegui consigue encontrar sus mejores sensaciones, tendrá opciones de lograrlo. Y no debe mirar muy atrás para localizar su mejor golf. Al margen de lo sucedido ayer, esta última semana ha demostrado que tiene capacidad para estar en la pelea hasta el final.

Carnoustie espera a Otaegui. Sería su primer 'major', pero el donostiarra no debe tener presión. Y es que si no puede debutar en uno de los cuatro grandes dentro de dos semanas, lo hará en agosto en el PGA Championship de Sant Louise, otro de los grandes y para el que sí está clasificado.

Temas

Golf

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos