Snowboard

Lucas Eguibar, cuarto en la calificación

Eguibar, en competición/efe
Eguibar, en competición / efe

Luchará por las medallas en el Mundial, en el que el principal favorito, Vaultier, no toma la salida tras sufrir un duro golpe mientras se entrenaba

DV Y AGENCIAS

Lucas Eguibar finalizó ayer cuarto en la calificación para la prueba de 'boardercross' de los Mundiales de snowboard, que dominó el italiano Emanuel Perathoner en Solitude (Utah, EE UU). El donostiarra, ganador de la Copa del Mundo 2014/15, arranca así con buen pie su participación en un Mundial al que ha acudido con la máxima ambición. Por su parte, el ceutí Regino Hernández, bronce olímpico en los pasados Juegos de PyeongChang (Corea), acabó decimosexto en la prueba inaugural disputada en el circuito estadounidense.

El dominador de la jornada, Perathoner, cubrió los 1.340 metros del circuito 'Main Street', -con salida a 2.680 metros de altitud, desnivel de 170 y un total de 22 módulos-, en un minuto, cuatro segundos y 19 centésimas, 77 menos que el estadounidense Mick Dierdorff, en una calificación para la prueba de hoy en la que tanto Eguibar como el ceutí de la federación andaluza se clasificaron directamente tras la primera bajada.

'Luki' -subcampeón del mundo en los Mundiales de Sierra Nevada hace dos años- invirtió 97 centésimas más que Perathoner en una calificación en la que, aparte de los dos citados, sólo mejoró su tiempo el alemán Paul Berg, que bajó en un minuto, cinco segundos y una centésima. El guipuzcoano saldrá en el cuarto grupo, en el que se enfrentará al italiano Michele Godino y a los canadienses Eliot Grondin y Baptiste Brochu.

Regino se metió entre los mejores dieciséis que no tuvieron que buscar el pase a la final en la segunda bajada, al marcar el decimosexto tiempo, de un minuto, seis segundos y 44 centésimas.

El francés Pierre Vaultier, doble campeón olímpico de la disciplina, no tomó la salida, ya que el miércoles se accidentó al probar pista -se golpeó fuertemente la cabeza, rompiendo su casco- y, por tanto, no defenderá en Solitude el título que ganó hace dos años en Sierra Nevada.