Herri Kirolak

Iker Vicente quiere un trabajo de 20 troncos de 60 pulgadas ante Atutxa

Iñigo Goñi
IÑIGO GOÑI SAN SEBASTIÁN.

Iker Vicente lanzó en Navidad un desafío a Aitzol Atutxa y la apuesta más deseada dio sus primeros pasos. Con el paso de los días se han conocido detalles de la apuesta que estaría dispuesto a disputar el aizkolari de Otsagabia.

Los dos mejores aizkolaris del momento y del último lustro se reunirán mañana, de 18.00 a 19.00, en el bar Kantabriko de Tolosa si el campeón de Dima acude al bar tolosarra. El trabajo que Vicente pondrá sobre la mesa es de 20 troncos de 60 pulgadas para disputar a finales de marzo. Hay que recordar que el último domingo de marzo es el día 31, y el anterior, el 24.

Ahora habrá que esperar primero si Atutxa acude a Tolosa y después si acepta o no las condiciones que pondrá Vicente sobre la mesa. Lo lógico sería que el campeón de Euskadi quisiera introducir troncos de otro tamaño, sobre todo oinbikos (72 pulgadas) e incluso kanaerdikos.

Troncos de 60 pulgadas fueron los que le encumbraron a Vicente en el desafío ante Arria V. Allí debían cortar veinte troncos, ocho troncos de 60 pulgadas y doce kanaerdikos. En aquella ocasión Vicente llevó los troncos de 60 pulgadas, buenas maderas que cortó cada tronco en menos de tres minutos. Un trabajo de 20 de 60 se alargaría más de una hora o alrededor de una hora dependiendo el material que se ponga en la plaza. Como referencia existen muchos tiempos. La mejor marca la ostenta Miel Mindegia. En 1993 cortó 20 troncos de 60 pulgadas en 46 minutos y 13 segundos.

Si se cierra el desafío estaríamos ante la mejor apuesta de la década. Es el mejor desafío que se puede organizar a día de hoy, entre los dos mejores aizkolaris. Aitzol Atutxa ha ganado sus últimos dos campeonatos de Euskadi con pocos segundos de renta sobre Vicente, 18 y 19 segundos respectivamente.

 

Fotos

Vídeos