Rugby

El Hernani, en el último minuto

Importante victoria del Hernani en Landare. /P. Martínez
Importante victoria del Hernani en Landare. / P. Martínez

Un golpe de castigo transformado por Elosegi da el segundo triunfo frente al Burgos

IÑIGO GOÑI

El Hernani sufrió, pero obtuvo premio a su entrega, su trabajo, su lucha y su capacidad defensiva. Al final, un golpe de castigo anotado por Anartz Elosegi en el último minuto dio los cuatro puntos a los hernaniarras, que lograron su segunda victoria consecutiva y la primera en Landare. Los tricolores comandaron el partido, pero el Aparejadores de Burgos se adelantó por un punto, tras un golpe, a falta de seis minutos. Los locales no acusaron el golpe, buscaron la victoria y la guinda llegó a punto de terminar el choque. Provocaron un golpe de castigo y el apertura local se encargó de dejar los puntos en casa. Los visitantes se tuvieron que conformar con un punto de bonus defensivo.

El Aparejadores de Burgos visitaba Landare por primera vez como equipo de la Liga Heineken, pero llegaba con la vitola de potente aspirante al play-off. Eso no amilanó a un Hernani centrado y que buscó la victoria desde el inicio. Los primeros minutos fueron de dominio local y a los 12 uno de los mejores jugadores hernaniarras en el inicio de temporada, el tercera Mikel Pérez, anotaba el único ensayo de todo el encuentro. Indicativo de que fue un partido donde las defensas se imponían a los ataques. No fue un ensayo de delantero, sino más bien de un jugador de tres cuartos, con una finta. Ensayó con brillantez.

A partir de ahí tocó sufrir. Apretó de lo lindo el Burgos y en los últimos veinte minutos de la primera parte metió a los guipuzcoanos en su campo. Se jugaba sobre todo dentro de la zona de 22 hernaniarra, que se defendía con uñas y dientes. Antes de llegar al descanso el marcador se movió solo una vez más, con un golpe de castigo de Calle y con un 5-3 se llegó al descanso.

El Hernani enseña oficio

La mejoría defensiva del Hernani este año es más que evidente, y en la segunda parte se pudo comprobar. Los ataques del Burgos chocaban una y otra vez contra un muro. El Hernani cometió numerosas infracciones y golpes, pero el Burgos, que jugaba a touche, no los aprovechó salvo a falta de seis minutos.

Calle transformaba una patada sencilla y ponía un 5-6 que condenaba a los tricolores a la derrota. Y de nuevo salió a relucir el saber competir del Hernani. En los siguientes cinco minutos supo mantener el oval sin cometer ningún error,metió al Burgos en su veintidós y provocó un golpe claro que Elosegi anotaba para dar la victoria. No terminó ahí el partido. Se alargó dos minutos, pero los locales supieron guardar el balón.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos