Balonmano

El Bera Bera levanta la voz y se acerca al liderato

Adriana Cardoso, autora de 11 goles, en un ataque. / UNANUE
Adriana Cardoso, autora de 11 goles, en un ataque. / UNANUE

Las donostiarras pasaron por encima del Rocasa en Telde y vuelven a meterse de lleno en la pelea por el título

BORJA OLAZABAL SAN SEBASTIÁN.

El de ayer en Telde, por mucho que correspondiera a la quinta jornada de la Liga Guerreras Iberdrola, era un partido más que importante. Rocasa y Super Amara Bera Bera, ya con una derrota en su haber, no podían fallar para seguir el ritmo del líder, el Atlético Guardés. Y con muchas de las opciones por el título en juego, las donostiarras fueron netamente superiores. El correctivo del Bera Bera al Rocasa fue absoluto, ganó 25-36, y con este resultado, las guipuzcoanas se quedan a un punto de las líderes, que cedieron un punto el miércoles. Hay liga.

25 Rocasa

Navarro, Tiddara (3), Lussón (1), Haridian (7), Seyna (7), María, Reyes (2) -siete inicial- Dara, Falcón, Toscano, Dos Santos (1), Schuster, Pizzo (3), Machín (1), Yuli.

36 Bera Bera

Castellanos, Ezkurdia (2 goles), Karsten (6), Menéndez (3), Arrojería, Cardoso (11), Teres (5) -siete inicial- Renata, Arrojería (2), Berasategi, Camejo, Arderius (1), Da Silva (5), Sans (1).

Marcador cada cinco minutos:
4-4, 6-8, 8-12, 9-15, 12-17, 16-22 (descanso) 17-25, 18-29, 18-31, 20-32, 22-34, 25-36.
Árbitros:
Raluy y Sabroso. Excluyeron a la local Haridian (2). A las visitantes Karsten y Arrojería.

El primer minuto y medio de partido fue complicado para el conjunto donostiarra. Con el Rocasa bien plantado en su 6:0 defensivo, con unas imponentes Lussón y Seyna poniendo centímetros, las de Imanol Álvarez tuvieron problemas para encontrar huecos, pero tras 90 segundos de ataque, Karsten marcó el primer gol del partido. De ahí en adelante, desapareció el balonmano en estático. El primer tiempo entró en un ritmo frenético, el que propuso Bera Bera, que le llevó a hacer desaparecer del 40x20 a las locales.

La movilidad de la defensa guipuzcoana propició infinidad de pérdidas a las canarias, que fueron aprovechadas por las jugadoras del Bera Bera para trenzar rápidas contras y empezar a abrir brecha en el marcador. Cierto es que del 1-3 se pasó al 5-4, única vez que estuvieron las canarias por delante, pero un 1-6 de parcial colocó el primer golpe duro en el marcador. 5-10 con cinco goles a la contra para las de Donostia.

El vertiginoso juego del Super Amara no daba opciones al Rocasa y la ventaja se fue hasta los siete goles tras un gol de Alba Menéndez, el 9-16. Las amplias ventajas se mantuvieron hasta el descanso, al que se llegó con el 16-22 en el marcador con un último gol de Karsten, que abrió y cerro la primera parte.

Recital en portería

Castellanos había cuajado una gran primera parte en portería y el recital siguió en la segunda mitad, aunque con Renata bajo palos. La defensa y la portera llevaron por la calle de la amargura a las canarias. Por coger una referencia, nos iremos al minuto quince de la segunda parte. La diferencia entre los dos equipos estaba siendo asombrosa, como si estuvieran jugando mujeres contra niñas. Y es que el Bera Bera estaba ganando por catorce goles. Pero lo más sorprendente era que la defensa donostiarra solo había permitido a las locales marcar dos goles.

Así las cosas, el 18-32 no hacía otra cosa que confirmar la gran superioridad del Super Amara. Solo quedaba ir esperando a que el cronómetro llegara al minuto sesenta y se acabara el encuentro.

Con esta ventaja el Bera Bera bajó su intensidad y se empezó a dejar llevar, por lo que la paliza, que pudo haber tenido dimensiones bíblicas, acabó en poco más que un resultado muy abultado, el 25-36 con el que se llegó al final.

 

Fotos

Vídeos