Fisac avisa de que «cambiar jugadores o al entrenador arruinaría al GBC»

Fisac avisa de que «cambiar jugadores o al entrenador arruinaría al GBC»

Porfi Fisac habla claro en la sala de prensa de Illunbe sobre la situación que está atravesando el conjunto guipuzcoano

B.O. SAN SEBASTIÁN.

Todo lo que Porfi Fisac se había guardado en el banquillo, lo sacó en la sala de prensa. Mientras el club no se ha prodigado demasiado en dar explicaciones sobre el momento que están atravesando el equipo y el entrenador, el extécnico del Gipuzkoa Basket habló alto y claro sobre lo que está aconteciendo últimamente en Illunbe.

La pregunta fue clara: ¿qué le parece el ambiente que se ha generado en las últimas semanas? ¿Los pitos a Valdeolmillos? Fisac se remangó y no dejó títere con cabeza: «Creo que la afición se está equivocando. Yo no me muerdo la lengua y es momento de apoyar. Las cosas en el GBC se están haciendo con criterio económico y si la afición quiere cambios, va a arruinar al club. Si hay que bajar, que se baje. No se pueden pedir cambios porque el dinero es el dinero y lo digo porque he estado mucho tiempo aquí. Los resultados son muy malos, eso es verdad, pero el equipo se entrega. ¿Estáis viendo a jugadores pasotas o a mercenarios sobre la cancha? Yo no los he visto y os lo digo siendo el rival».

Del partido que se llevó en el periodo extra sentenció que «un partido que acaba tras una prórroga es un partido que se puede llevar cualquier equipo. Cuando hemos podido abrir brecha, el carácter del Gipuzkoa Basket y de su entrenador nos han impedido irnos. En el tramo final nos ha ido de cara y hemos conseguido llevarnos la victoria. Cuando las cosas sonríen, todo se ve de un color, pero cuando las cosas van mal...». Buen capote de Fisac al club, al entrenador y a los jugadores.

«No sé cómo levantarnos»

El verso alegre de Fisac dio paso a un Sergio Valdeolmillos que se presentó cabizbajo ante los medios de comunicación. No sabía muy bien qué decir. No encontró explicaciones a algunas de las preguntas que se le hicieron. Era la viva imagen de un hombre sobrepasado por la situación.

El técnico resumió el partido comentando que «no hemos estado acertados en el tiro exterior. Ellos se han cerrado bien, nos tenían bien estudiados. Hemos llegado a un final igualado tras un partido que ha ido por donde queríamos en el aspecto defensivo, pero nos ha faltado una pizca de suerte. La última jugada la hemos hecho bien, pero no ha salido. En la prórroga hemos estado mentalmente mejor que en otras ocasiones, pero nos hace falta un mayor porcentaje de acierto».

De las pérdidas cometidas por el equipo en el tiempo extra, apuntó que «no podemos analizar un partido así por esos pequeños detalles porque se llega muy justo a muchas situaciones».

Y después de hablar sobre lo que se había visto sobre la pista, llegó el momento de duda. ¿Cómo se va a levantar el equipo después de otra dura derrota como la que ha vivido? «No sé cómo nos vamos a levantar de esto. Igual lo que tengo que hacer es dar dos días de vacaciones a los jugadores».

Con un 3-15 en el casillero de victorias y derrotas y como colistas de la Liga ACB, los guipuzcoanos están prácticamente descendidos. Solo un milagro permitiría al GBC llegar a los triunfos necesarios para lograr la permanencia. Valdeolmillos no lo tenía claro. «No sé cuántas victorias harán falta para conseguir la permanencia. No sé si tantas como once o doce. ¿Diez? Tampoco lo sé. De momento matemáticamente tenemos opciones».

 

Fotos

Vídeos