La selección de Colombia se da un baño de masas a su llegada a Bogotá tras su eliminación en el Mundial

La selección de Colombia ya se encuentra en casa tras caer eliminada en los octavos de final ante Inglaterra. El equipo amarillo plantó cara en todo el torneo, mostrando un buen fútbol y luchando cada partido. Esto ha provocado que el autobús que trasladaba a los jugadores se haya visto obligado a ir en caravana de vehículos y aficionados. La pasión por el equipo cafetero ha quedado claro que no depende del resultado. Su jugador franquicia, Radamel Falcao, habló para los medios para volver a dar "las gracias por todo el apoyo recibido". -Redacción-