Fútbol

«Profesionalmente no ha salido, eso está claro»

«Profesionalmente no ha salido, eso está claro»

Ziganda asume su fracaso en el banquillo y asegura que entiende que el Athletic prescinda de sus servicios tras un solo año

DV Y AGENCIAS BILBAO.

José Ángel Ziganda asumió ayer en Lezama, en una rueda de prensa conjunta con Josu Urrutia, en la que el presidente hizo oficial que el técnico no continuará la próxima temporada, que «está claro» que «profesionalmente» no le «ha salido» bien su experiencia como entrenador del Athletic.

Acompañados por los jugadores de la primera plantilla, que aplaudieron al final al técnico en su despedida, Urrutia confirmó que «Cuco no va a ser el responsable técnico del primer equipo las próximas temporada», porque «los intereses del club están por encima de todos».

«Profesionalmente no ha salido, eso está claro», admitió un Ziganda emocionado y que confesó que «cuando esta semana» habló «de manera oficial» con el presidente y se le «comunicó» la decisión de que no continuase fue «un momento duro triste» para él porque era «consciente de lo que significaba a nivel personal».

No obstante, «entiende» la decisión porque «lo más importante es el club y el entrenador del año que viene necesita respaldo y tener todos los comodines. Y yo sí que había perdido parte de esos comodines».

«Un regalo de despedida»

Recibe como «un regalo la despedida. Hay que ser diferente, tener mucha clase y tener mucha categoría para acompañar así a la gente en la despedida. Es el regalo que me llevo yo». Ziganda, en entredicho por la afición prácticamente toda la temporada, aseguró que «siempre» tuvo «esperanzas de dar la vuelta a la situación», de que «mejorase el juego y los resultados, y de alcanzar los objetivos».

Pero que ya en las últimas semanas, tras las derrotas «ante el Depor y el Levante en San Mamés la cosa era complicada. Hemos tenido mucha irregularidad y malas sensaciones. Me sentía con fuerza para continuar. Sí, de corazón. Y más ahora, que conozco más en profundidad a todo el mundo. Ahora con más argumentos, pero también entiendo que había perdido muchos comodines y empezar con esa espada en agosto entiendo que se quiera evitar».

Ziganda desmintió que tuviese mala relación con la plantilla. «En las situaciones difíciles se puede confiar en esta gente. Uno empieza a fracasar cuando empieza a buscar culpables a las derrotas».

 

Fotos

Vídeos