Esfuerzo recompensado

Alaphilippe dominó la escapada, antes y después de mi kuluxka, que la hubo, y Sky asume el orden del grupo con los Movistar... a rueda de momento

TXOMIN PERURENA

Si fuera político, escribiría que solo pestañeé. Pero reconozco que no perdoné la kuluxka. Es más fácil simplemente predicar que predicar con el ejemplo. Hay ocasiones en la que ni siquiera menciono al ganador. Esta vez, sin embargo, Alaphilippe merece elogios por su excelente victoria, que comenzó a cimentar antes de que el sueño provocara que me perdiera unos kilómetros. Dominó la fuga y ya se veía que era el más fuerte de los ciclistas que marchaban en el grupo de cabeza. Hoy en día se insiste mucho en eso de que tenía marcado el día. Desconozco si era así o coincidió, pero el francés completó una etapa grande.

Si alguien gana así a uno de los nuestros, chapeau

Ion Izagirre debió conformarse con el segundo puesto porque uno de sus rivales demostró mayor fortaleza que el de Ormaiztegi, de menos a más durante la jornada. Como nos gusta el deporte, si alguien supera de esa manera a uno de los nuestros, no queda otra que admitirlo y felicitarle. Filtrado en la fuga, el pequeño de los Izagirre tenía la posibilidad de hacer de puente para un posible ataque de Nibali desde atrás. No hubo necesidad y pudo jugar sus opciones individuales.

Da igual que los equipos sean de nueve, ocho o seis ciclistas

De momento da igual que los equipos sean de nueve corredores o de ocho. Me temo que daría lo mismo si fueran incluso de seis. Sky sigue a lo suyo. Nadie le ayudó a la hora de tirar del grupo principal. Aunque no lleven el maillot amarillo, los ingleses asumen la responsabilidad desde la primera etapa de montaña. Quiero destacar el trabajo de Castroviejo, al que veo más ligero de peso. Me sorprendió que tirara kilómetros y kilómetros en cabeza en una etapa con tantos puertos, sin recibir el relevo de ningún compañero. Desgastó al grupo y eliminó a gente. Ocurrió alguna cosilla, pero los grandes aspirantes conservan sus opciones. Salvo Urán, quien va a tener muy complicado subir por segundo año consecutivo al podio en los Campos Elíseos.

Los tres del Movistar parece que van atados con una cuerda

Etapa de tanteo, para estudiarse. El trío de Movistar parece que va atado con una cuerda. Por momentos daba la impresión de que pedalean a la espera de ver quién falla para que el reparto de papeles dentro del equipo se aclare. Por ahora no veo que se peguen por ser el primero de los tres en tomar la iniciativa y atacar. Sin embargo, estoy convencido de que eso cambiará a partir de hoy. El trío tiene que romperse. Entiendo que es el camino para que uno de ellos, y de paso el equipo, salga beneficiado. No vaya a ser que ocurra lo de ediciones precedentes. Froome ha demostrado en más de una ocasión que quien da primero, da dos veces. Si ve la oportunidad, no creo que le frene tener a su lado a Geraint Thomas.

 

Fotos

Vídeos