Atletismo

Semenya, Wambui y Niyonsaba corren en Doha antes de la implantación de la normativa del TAS

Semenya, Wambui y Niyonsaba corren en Doha antes de la implantación de la normativa del TAS

DV Y AGENCIAS MADRID.

La sudafricana Caster Semenya, la keniana Margaret Wambui y la burundesa Francine Niyonsaba, tres atletas con hiperandrogenismo, figuran inscritas en la reunión de Doha, que inaugura hoy la Diamond League para correr el último 800 antes de la implantación, el miércoles 8, de la normativa que les obligará a reducir su testosterona para competir en pruebas femeninas. Dos días después del fallo del Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) que rechazó el recurso presentado por Semenya y la federación sudafricana contra las nuevas regulaciones de la IAAF en materia de hiperandrogenismo, la reunión de Doha será la última cita de primer nivel en la que podrán competir sin restricciones hormonales.

Semenya, dos veces campeona olímpica y tres mundial de 800 metros, constituye el caso más relevante de un problema que divide a la comunidad científica y al mundo del atletismo desde hace años.

El fallo del TAS no extingue la controversia. La propia resolución del máximo tribunal deportivo considera «discriminatoria» la normativa que obliga a las atletas a reducir sus niveles de testosterona por debajo de los cinco nanomoles por litro de sangre si quieren seguir compitiendo en categoría femenina, aunque reconoce que es un medio «necesario, razonable y proporcionado para cumplir el objetivo de la IAAF de preservar la integridad del atletismo femenino».

Pero junto a Semenya, que el año pasado ganó en Doha los 1.500, se alinearán en la salida de 800 al menos otras dos atletas que presentan parecidas características hormonales. Niyonsaba, actual subcampeona olímpica y mundial de 800, y Wambui, bronce olímpico en Río.

Álvaro de Arriba, campeón de Europa de 800 metros en pista cubierta, es el único atleta español que participará en la cita.